La 12 Cumbre Asia-Europa (ASEM) inició hoy en Bruselas y durante dos días y bajo el título "Socios Globales para los Desafíos Mundiales", los líderes discutirán cómo Europa y Asia pueden desarrollar su asociación política, económica y cultural.

Justo hace un mes, el presidente de la Comisión Europea, Jean Claude Juncker, y la alta representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Federica Mogherini, presentaron su propuesta para fortalecer la conectividad entre Europa y Asia.

En especial, ahora se trata de definir formas de mejorar la conectividad sostenible entre las dos regiones. La visión es crear redes de infraestructura compatibles.

En conjunto, ambas regiones representan el 55 por ciento del comercio mundial, el 60 por ciento de la población mundial, el 65 por ciento del Producto interno Bruto (PIB) mundial y el 75 por ciento del turismo mundial.

"La conectividad es el camino hacia el futuro. Mientras más conectados estamos, más oportunidades tenemos de encontrar soluciones políticas comunes y brindar prosperidad económica a los ciudadanos", señaló Mogherini.