Ni la lluvia que se registró anoche impidió que miles de fans disfrutaran del talento del puertorriqueño Marc Anthony, quien con su sensualidad hizo vibrar el Palacio de los Deportes, durante el primero de dos conciertos que ofrecerá en este recinto capitalino.

Al filo de las 21:00 horas, el histrión hizo su triunfal aparición portando lentes oscuros, jeans, playera blanca y saco negro, para abrir su actuación con el éxito "Valió la pena", que de inmediato puso a bailar y cantar a sus seguidores.

A los pocos minutos, el puertorriqueño de 50 años de edad desató el frenesí de sus fans -la mayoría mujeres entre 20 y 45 años de edad- con tan solo desabotonar su saco.

La sensualidad de Anthony no se hizo esperar al escucharse los primeros acordes de "Y hubo alguien" y "Hasta ayer", donde además envío besos para sus fans.

"Muchas gracias. Buenas noches. Wow, voy a ser muy honesto la altura no me afecta en nada, estoy perfecto", expuso mientras recuperaba la respiración para continuar con su presentación.

Visiblemente emocionado por el cariño de su público mexicano, el cantautor agradeció la oportunidad de estar frente a entusiastas fans. "Que lindo, que lindo, no me lo esperaba, muchas gracias. Esta noche habrá un poquito de todo; cantaremos de lo viejo de lo nuevo, habrá inventos, un poquito de todo", compartió.

Previo a interpretar el tema "Flor pálida", manifestó que se trataba de una de sus canciones favoritas. "Si la conocen cántenla conmigo", pidió ante las ovaciones y suspiros de su público que no perdió oportunidad para bailar, cantar y demostrarle su cariño con frases como "Te amo, flaco".

Tras la interpretación sus fans se volcaron por varios minutos con aplausos. La mágica velada continuó "Yo trato", donde con singularidad complicidad tomó las batacas y acompañó a su baterista en la interpretación.

Otros de los temas que vibró el Domo de Cobre fueron "Abrázame muy fuerte", éxito de Juan Gabriel, y "Ahora quién", de su álbum "Amar sin mentiras", así como "Y cómo es él", de José Luis Perales.

De acuerdo con el histrión, el programa continuaría con rumba y salsa, por lo que invitó a su público a bailar hasta el final. Y es que vendrían temas como "Vivir lo nuestro"; "Hasta que te conocí", éxito de Juan Gabriel, y "Qué precio tiene el cielo", que desató el frenesí de todas las mujeres.

"Te conozco bien" y "Mi gente" no podían faltar en el repertorio de Marc, quien durante todo el show se mostró entusiasmado por el recibimiento del público y agradecido con Dios, pues en reiteradas ocasiones se persignaba. Antes de ausentarse del escenario, el puertorriqueño firmó una playera, haciendo de esta noche las más inolvidable para ese fan.

Luego de unos minutos, Marc regresó al entarimado, ahora para interpretar "Tú amor me hace bien", que continuó con el ambiente festivo.

En agradecimiento a las muestras de cariño de sus fans, el cantautor enviaba besos adiestra y siniestra. Sin embargo, el broche de oro de esta rítmica velada fue "Vivir mi vida", que enloqueció a las 15 mil almas reunidas en la primera presentación de Marc Anthony en el Palacio de los Deportes.