El gobierno de Ecuador restableció hoy de manera parcial el servicio de internet al fundador del portal de filtraciones WikiLeaks, Julian Assange, refugiado hace más de seis años en la embajada ecuatoriana en Londres, confirmaron hoy fuentes oficiales.

De igual forma, el gobierno de Ecuador emitió un Protocolo Especial para visitas, comunicaciones y atención médica del activista australiano.

La decisión se registró unos seis meses después de que el gobierno ecuatoriano suspendiera las comunicaciones de Assange, en una tácita represalia por la discusión que sostuvo en redes sociales sobre las relaciones diplomáticas del país, incluida una crisis diplomática entre Londres y Moscú, y el separatismo catalán.

El portal WikiLeaks confirmó en su cuenta de Twitter esta medida, que calificó de positiva, indicó el portal informativo Ecuador Inmediato.

Subrayó sin embargo que la libertad de expresión del australiano aún continúa limitada debido a que en el Protocolo Especial se evidencian estrictos controles de la Embajada de Ecuador.

Uno de los asesores legales de Assange, Greg Barns, ratificó esta resolución y la consideró "un desarrollo bienvenido".

Entre las medidas que estarían reguladas en estas nuevas disposiciones son las visitas, que deberán ser registradas y aprobadas por el Jefe de la Embajada. Además, informó a las personas interesadas en visitar al activista digital, que no dará explicaciones si se niega o se aprueba la visita.

El gobierno ecuatoriano dijo a Assange que si desacata estas resoluciones podría dar por terminada su condición de asilo diplomático.