Nueva ley en Guatemala fomentará el turismo interno

Una reforma de ley que entrará en vigencia este jueves incentivará el turismo nacional en Guatemala y favorecerá a comunidades del interior, afirmaron hoy autoridades y empresas del sector.El...

Una reforma de ley que entrará en vigencia este jueves incentivará el turismo nacional en Guatemala y favorecerá a comunidades del interior, afirmaron hoy autoridades y empresas del sector.

El Congreso aprobó una reforma de ley en materia turística que autoriza los “feriados largos”, los cuales se forman al juntar los descansos de fin de semana con los días de asueto.

La nueva ley, que por años impulsó el Instituto Guatemalteco de Turismo (Inguat) y el sector privado, fue publicada en el Diario Oficial y entrará en vigencia el próximo 18 de octubre.

La fecha coincidirá con el feriado del sábado 20 de octubre, “Día de la Revolución de 1944”, jornada de descanso a nivel nacional que se recorrerá al siguiente lunes, el primer “fin de semana largo” de la nueva ley.

Cuando los asuetos que se incluyen en la ley caigan en martes o miércoles se recorrerán al lunes anterior, y cuando se celebren en jueves, viernes, sábado o domingo se deberá descansar el lunes siguiente.

Cifras del Inguat mostraron que en 2017 se realizaron nueve millones, 416 mil 340 viajes con pernoctación, cantidad que representó un 6.12 por ciento más que en 2016.

Estos viajes relacionados con el turismo interno generaron una derrama económica de 25 millones 362 mil quetzales (3.4 millones de dólares), un 47.58 por ciento más que el monto registrado en 2016.

Las estadísticas oficiales sobre turismo interno establecen que la cantidad de viajes promedio realizados durante el año es de 1.71; el número de noches de estadía es de tres; y el gasto promedio por persona asciende a 90 dólares.

El grupo promedio de viaje es de cuatro personas; mientras que el gasto por viajes es de dos mil 630 quetzales (unos 352 dólares). Los grupos familiares gastan principalmente en alojamiento, transporte, alquiler de vehículos, restaurantes, bebidas y alimentos, y artesanías.

El Inguat proyecta con la nueva ley fomentar el turismo interno e impactar de manera positiva “desde dos perspectivas: la social y la económica”, debido a la movilización de viajeros y turistas por el territorio nacional.

La Cámara de Turismo de Guatemala, tras expresar su beneplácito por la resolución legislativa, afirmó que la iniciativa “generará una gran derrama económica, no sólo para el turismo, sino para otros sectores que conforman la cadena de valor del sector”.