El rap gitano de Mala Rodríguez se escucha en Alhóndiga de Granaditas

“¡Quiero ruidooooooo!”, “¡Quiero ruidoooooooo!”, fue la arenga que Mala Rodríguez, cantante española, gritó reiteradamente la noche de este sábado en la Alhóndiga de Granaditas, donde ofreció un...

“¡Quiero ruidooooooo!”, “¡Quiero ruidoooooooo!”, fue la arenga que Mala Rodríguez, cantante española, gritó reiteradamente la noche de este sábado en la Alhóndiga de Granaditas, donde ofreció un concierto dentro de la programación del XLVI Festival Internacional Cervantino (FIC).

“Caja de madera”, “La niña”, “Tengo un trato”, “Quien manda”, “Cuando tú me apagas”, “I’am a beast bitch”, y “Matalé”, fueron los temas con los que la cantante, que se define como poeta, seleccionó para abrir el concierto.

Su ropa reveladora, sin embargo, logró llamar la atención únicamente a un segmento de los asistentes, los jóvenes que ocuparon la parte baja de las gradas, es decir, de frente al escenario; algo emocionados, bailaron y cantaron las letras que le han dado fama a la cantante reconocida como buena vendedora de discos.

“Pasodoble”, “Volveré”, "Nanai”, “Toca”, “Galaxias”, “Por la noche”, “Tambalea” y “Contigo”, completaron el concierto que terminó con menos público que como inició. Algunos de los asistentes abandonaron el legendario espacio con un mohín oscilante entre decepción y desconcierto por el espectáculo “no apto para el cervantino”, dijeron.

“La Mala”, como se le conoce popularmente, tuvo que esforzarse con palabras felices que dirigió al público. Sobre la calle lateral de la Alhóndiga, desde donde se puede apreciar el escenario aún sin tener boleto, grupos de jóvenes detuvieron su marcha para observar y escuchar a la cantante, sin ser increpados por beber en la vía pública.

El concierto fue un recorrido por la carrera musical de la cantante española María Rodríguez Garrido, mejor conocida como Mala Rodríguez. Se presentó en la edición XLVI del Festival Internacional Cervantino con un espectáculo donde interpretó parte de los temas más representativos dentro de sus 18 años de carrera.

De acuerdo con información del FIC, la cantante española se mantiene vigente haciendo presentaciones en distintos festivales a lo largo del año, como Vive Latino en la Ciudad de México, Precarifest, Weekend Beach de Málaga, Music Port en Sagunto de Valencia, Dreambeach de Almería y Lights of the City de Monterrey, en Nuevo León, México.

A la edad de cuatro años, María Rodríguez Garrido se interesó en los sonidos de R&B, soul y hip hop como un medio para comunicarse. Así empezó a relacionarse con distintos grupos urbanos. Profesionalmente debutó como La Mala con Toma la traca y A jierro; posteriormente cambia su nombre artístico a Mala Rodríguez.

Originaria de Jerez de la Frontera, Andalucía, España, produjo en 2013 su álbum titulado “Bruja”, centrado en la contemplación personal y en la libertad traducido en música. Al respecto ella dijo: “’Bruja’ es para mí una mujer libre, conocedora, con sabiduría. Estas canciones me reflejan mucho, estoy hablando de lo que a mí me importa”.

Su primer disco de larga duración fue “Lujo ibérico” en el año 2000, que le atrajo el reconocimiento del público y la crítica por su particular forma de fusionar hip hop y flamenco. Tres años después produce su segundo material, “Alevosía”, de éste se desprendió el video “La niña”, censurado por la temática de la niñez dentro del narcotráfico.

Con “Malamarismo” entró de lleno al mercado musical de América Latina, donde se integraron varios estilos y con evolución en sus letras, reflejados en las colaboraciones de artistas como Julieta Venegas, Tego Calderón, Raimundo Aador y Mahoma. Su actuación anoche en esta ciudad es parte de una gira que realiza actualmente por esta región del mundo.