Amieva debe garantizar presupuesto para alcaldías y concejos: Sheinbaum

El jefe de Gobierno de la Ciudad de México, José Ramón Amieva Gálvez, tiene la responsabilidad de garantizar los recursos necesarios para la operación de las alcaldías y los concejos hasta el fin de...

El jefe de Gobierno de la Ciudad de México, José Ramón Amieva Gálvez, tiene la responsabilidad de garantizar los recursos necesarios para la operación de las alcaldías y los concejos hasta el fin de año, manifestó Claudia Sheinbaum Pardo.

En entrevista, la jefa de gobierno electa expuso que a partir de que ella tome posesión el 5 de diciembre buscará otorgarle los recursos necesarios a las alcaldías para que, como lo establece la Constitución de la capital, puedan actuar con mayor autonomía.

Adelantó que acudirá a la reunión que sostendrá Amieva Gálvez con los nuevos alcaldes para que en función de los ahorros que tiene el propio gobierno capitalino, se establezca una bolsa presupuestal para los últimos tres meses del año.

Sheinbaum Pardo aseguró que con todas las alcaldías tendrá un trato institucional sin importar la bandera política, por lo que habrá transparencia y una fórmula presupuestal basada en población, territorio y pobreza, que además garantice equidad en el reparto de recursos públicos.

Destacó que habrá reformas al Código Fiscal para terminar con los abusos en el cobro del impuesto predial, por lo que habrá condonación en aquellas zonas donde el adeudo sea impagable y bajo otras reglas la gente pueda pagar sus obligaciones tributarias con la ciudad.

Actualmente, refirió la mandataria electa, la ciudad esta dividida en polígonos, algunos de los cuales fueron clasificados como zona alta, cuando se trataba de colonias populares.

“Vamos a hacer una revisión de las zonas y al mismo tiempo una condonación de deudas porque de todas maneras hay montos impagables, de tal manera que se buscará incorporar a mucha gente que hoy no paga, lo que a su vez permitirá incrementar los ingresos del gobierno”, destacó.

Sobre la resolución que tomó el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación en el caso de Coyoacán, consideró que es una mala señal para las mujeres que participan en política y opinó que no se necesitan más leyes para que la violencia de género sea factor de nulidad de una elección, porque eso ya está en la ley electoral.