Guiar la transformación digital con agilidad es la tarea más importante para los directores generales (CEO's) del sector manufacturero en México, donde 33 por ciento de ellos reconoce que su organización tiene problemas para mantener el ritmo de la innovación tecnológica, afirmó la consultora internacional KPMG.

De acuerdo con la encuesta Perspectivas Globales del Sector Manufacturero 2018, de KPMG International, alineado con la tendencia global, el sector en México está luchando por lograr una sinergia con la transformación digital.

Un ejemplo claro está en el sector manufacturero de materiales de la construcción, donde los clientes esperan un servicio a velocidades digitales, por lo tanto la innovación colaborativa es esencial para resolver desafíos críticos, añadió.

Señaló que algunas compañías líderes en el país han desarrollado plataformas que transforman la experiencia del cliente, al permitir que los consumidores realicen tareas como solicitar órdenes de compra o rastrear envíos a través de aplicaciones tecnológicas.

Con ello, la compañía recibe grandes cantidades de información valiosa para brindar mejores productos y servicios, apuntó la consultora en un comunicado.

Además han desarrollado unidades de innovación y capital de riesgo que permiten que startups, emprendedores, universidades y otros grupos de interés desarrollen nuevas tecnologías que resuelvan los retos clave de la industria.

“Existe un largo camino por recorrer en nuestro sector, pero es un momento de gran emoción y cambio. Instaría a los fabricantes a acoger lo nuevo y a transformarse usando la última tecnología disponible, ya sea robótica, impresión en 3D, análisis avanzados, Internet de las Cosas, nube o blockchain”, manifestó el socio líder del segmento IMMEX de KPMG en México, Mario Hernández.

Consideró que tampoco hay que perder de vista los cambios que están ocurriendo en el país en materia de la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

“Aún en espera de que se emita un acuerdo definitivo, bilateral o trilateral, definitivamente habrá cambios en la manera de operar en México, lo cual genera áreas de oportunidad en materia de proveeduría nacional y de creación de zonas de salarios más altos que, combinado con la transformación digital, vislumbra una nueva era de dinamismo y cambios en la industria”, agregó.

Sobre los resultados generales de la encuesta Perspectivas Globales del Sector Manufacturero 2018, KPMG informó que frente al avance de la disrupción digital, casi 66 por ciento de los CEO's globales del sector manufacturero advierten que actuar con agilidad es la nueva moneda de negocios y que, si su capacidad de respuesta es lenta, incluso podrían quebrar.

En su octavo año, la encuesta realizada a 300 directivos del sector manufacturero alrededor del mundo refiere que 33 por ciento reconoce que su organización tiene problemas para mantener el ritmo de la innovación tecnológica.

Sin embargo, los líderes del sector manufacturero a nivel mundial confían en las oportunidades de cambio y crecimiento, con un 95 por ciento que acepta que la Cuarta Revolución Industrial es una oportunidad, no una amenaza.

Además, el futuro de la fuerza de trabajo en el sector es prometedor, pues 64 por ciento de los directivos considera que la Inteligencia Artificial creará más empleos de los que eliminará, y el mismo porcentaje predice que los científicos de datos serán los expertos más demandados en manufactura.