Peso baja ante expectativa de conversaciones entre EUA y Canadá

El peso cerró con una depreciación de 0.26 por ciento o 4.8 centavos para ubicarse en cerca de 18.82 pesos por dólar, siendo la divisa que registró las mayores pérdidas frente al dólar durante la...

El peso cerró con una depreciación de 0.26 por ciento o 4.8 centavos para ubicarse en cerca de 18.82 pesos por dólar, siendo la divisa que registró las mayores pérdidas frente al dólar durante la sesión, informó Banco Base.

Esta depreciación se registró pese al debilitamiento generalizado del dólar estadounidense, lo cual se hizo evidente con la pérdida de 0.44 por ciento del índice ponderado de la divisa, que se ubicó al final de la sesión en mil 172.23 puntos.

Otro de los factores, señaló la entidad financiera, fue la expectativa de que las conversaciones bilaterales entre Estados Unidos y Canadá podrían extenderse más allá de septiembre; ello se debe a los pocos avances en las negociaciones entre ambos países en las últimas semanas.

Lo anterior, aunado con la probabilidad de que el Congreso de Estados Unidos rechace aprobar un acuerdo bilateral, lo que elevó el nerviosismo de los participantes del mercado cambiario.

En México, este jueves se publicaron los datos de oferta y demanda agregadas del segundo trimestre de 2018, los cuales mostraron una caída trimestral de 0.3 por ciento, en línea con la contracción trimestral de 0.2 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) durante el segundo trimestre de este año

De acuerdo con los datos de la demanda agregada, el consumo privado se contrajo a una tasa trimestral de 0.1 por ciento, el cual fue resultado del encarecimiento del crédito al consumo y de una mayor tasa de inflación.

Además, la formación bruta de capital fijo se contrajo a una tasa trimestral de 0.7 por ciento, principalmente por una caída significativa de la formación bruta de capital fijo público, que se contrajo a una tasa trimestral de 4.4 por ciento.

En cuanto a las exportaciones, avanzaron 2.3 por ciento de forma trimestral, mientras que las importaciones se redujeron a una tasa de 0.4 por ciento, ante la depreciación del peso observada en la segunda mitad del trimestre abril-junio y ante la imposición arancelaria de Estados Unidos a las importaciones de acero y aluminio.

Por su parte, el billete verde cerró con una cotización de hasta 19.18 pesos, cuatro centavos más en relación con el cierre previo, y se adquirió en un precio mínimo de 17.70 pesos en sucursales bancarias de la Ciudad de México.