La Secretaría de la Función Pública (SFP) abrió un procedimiento de responsabilidades administrativas a tres servidores públicos de Petróleos Mexicanos (Pemex), dos de ellos retirados, por presunto daño patrimonial por más de seis millones 335 mil pesos.

Dicha acción deriva de una denuncia anónima y una investigación de la Unidad de Responsabilidades de Pemex, dependiente de la SFP, en torno a un supuesto pago irregular del mismo monto del daño que se presume en 2015 por servicios de dragado -limpieza bajo el agua- en la Terminal Marítima Madero.

La SFP detalló mediante un comunicado que el procedimiento de responsabilidades administrativas se encuentra en la etapa de desahogo de las pruebas que ofrecieron los servidores públicos señalados, dos de ellos actualmente jubilados.

A ellos se les atribuyen conductas como la validación de reportes "inflados" sobre la cantidad de material dragado, agregó la dependencia federal.

Explicó que la denuncia va en el sentido de que es materialmente imposible realizar los trabajos de dragado en el tiempo de duración que fue establecido en el contrato, dado que la tolva o depósito de la embarcación empleada para esa labor no contaba con la capacidad de extracción de azolve -lodo y piedras- del lecho marino de la terminal.