La Fonoteca Nacional recibirá de manos de Pilar y Roberto Mata Chansson la donación del acervo musical de su padre, el director de orquesta Eduardo Mata, como parte del ciclo "Sesión de Escucha", este 19 de septiembre en la Sala Murray Schafer.

El legado auditivo de Mata no solamente consta de soportes editados, sino de grabaciones que solicitaba de los conciertos que él dirigía, por lo cual ofrece una memoria invaluable, no sólo por la altísima calidad técnica y profundidad interpretativa, sino por lo excepcional del material, se informó mediante un comunicado.

Para este acto se contará con las puntuales aportaciones sobre este tesoro sonoro del crítico de música clásica Juan Arturo Brennan, bajo la moderación de Theo Hernández, coordinador del Catálogo de Música Clásica de la casa de los sonidos de México.

De acuerdo con el documento, Eduardo Mata, compositor y director mexicano, estudió en el Conservatorio Nacional de Música, donde fue miembro del Taller de Composición de Carlos Chávez.

Obtuvo una beca para tomar cursos que se impartían en Tanglewood donde fue alumno de Gunther Schuller y Erich Leinsdorf.

A su regreso a México dirigió la Orquesta de Guadalajara y la Orquesta de la Universidad Nacional Autónoma de México, con programas que incluían tanto las grandes obras del repertorio tradicional, como estrenos y música contemporánea.

Invitado por las mejores orquestas de Estados Unidos y Europa, se creó una sólida reputación que lo llevó a ser titular de la Orquesta de Phoenix y posteriormente de la Orquesta de Dallas, que fue reconocida como una de las mejores de ese país. Fue huésped de la Orquesta Simón Bolívar de Venezuela, con la que grabó varios discos.

Eduardo Mata fue miembro del Colegio Nacional y este acervo resulta en una aportación clave para conocer de forma directa a sus miembros, pues ya se cuenta con grabaciones inéditas de Carlos Chávez.