El Nido de Lengua O'oba, destinado a la preservación del idioma originario Pima, fue inaugurado en Ciudad Madera, inculcándolo de manera natural en los niños a través del cuidado y educación.

El gobierno de Chihuahua informó en un comunicado que dicha educación será proporcionada por Blanca Gregoria Rentería Galáviz, fluida hablante pima de El-Kípor, Sonora, partir del lunes 17 de septiembre.

Expuso que con la inauguración de este espacio se cristaliza un esfuerzo institucional llevado a cabo por la Comisión Estatal para los Pueblos Indígenas, la Secretaría de Cultura, la Secretaría de Desarrollo Social y la Escuela de Antropología e Historia del Norte de México, así como las familias pimas de la comunidad.

Manifestó que en el caso del pueblo O'oba de Madera, el idioma tradicional es hablado sólo por adultos mayores, por lo cual ha sido señalada como una lengua en extinción.

Consideró que la importancia de su preservación y transmisión a las personas más jóvenes radica en que, tal como mencionó el poeta Enrique Servín, en el lenguaje reside el espíritu de una cultura y junto a él sobrevive toda su historia, su capacidad intelectual y espiritual como pueblo.

Durante el evento protocolario, María Teresa Guerrero Olivares, titular de la Coepi manifestó su respeto al pueblo Pima de Madera y su agradecimiento a las instituciones presentes por el ejemplar trabajo institucional.

“Respeto al pueblo Pima del municipio de Madera, quienes han hecho posible el Nido de Lengua por su deseo de seguir siendo un pueblo O'oba. Gracias a la vida, ahora estamos en este proyecto quienes creemos en los pueblos indígenas y en el trabajo colectivo”, dijo.

“Los nidos de lengua son utilizados como una estrategia de los países más desarrollados del mundo para salvaguardar las lenguas y las culturas.

“Esto es algo histórico y digno de recordarse pues implica la dignidad tenaz de un pueblo para no desaparecer y seguir luchando por su existencia”, señaló Enrique Servín en representación de la Secretaría de Cultura.

Por su parte, Blanca Galaviz, quien fungirá como cuidadora en el Nido de Lengua, expresó su agradecimiento en nombre de los pueblos indígenas “y más por este pueblo que dicen que estamos en desaparición”.

Destacó que "mientras exista un solo hablante no vamos a desaparecer, seguiremos vivos. Qué bueno que me hayan cobijado y acompañado. A mis hermanos pimas siéntanse orgullosos de ser lo que somos”.

A la inauguración del Nido de Lengua O'oba asistieron Concepción Landa, secretaria de Cultura; Élida Rivera, gobernadora tradicional O'oba de la comunidad Los Ojitos y el presidente municipal, Jaime Torres Anaya, entre otros.

Este primer Nido de Lengua está inspirado en el modelo de casas de cuidado diario, del cual se desprenderán capacitaciones posteriores para enriquecer la atención a los infantes, esperando ser replicado en caso de su éxito.