El procurador de California, Xavier Becerra, condenó hoy el plan propuesto por la administración del gobierno del presidente Donald Trump para desmantelar el plan de energía limpia.

El procurador condenó la propuesta de la administración Trump de desmantelar el Plan de Energía Limpia (CPE), sobre los primeros límites nacionales para emisiones de cambio climático de las centrales eléctricas de combustibles fósiles existentes.

"En muchos lugares de Estados Unidos y el mundo se está pasando por cambios traumáticos en la actividad climática, con consecuencias devastadoras en demasiados casos", dijo el fiscal general Becerra.

"Mientras, el presidente Trump se niega a manejar eficazmente la contaminación de las centrales eléctricas que queman combustibles fósiles. Nuestras familias merecen aire puro para respirar y nuestros niños merecen saber que hicimos todo lo posible para abordar el problema ambiental más apremiante de nuestro tiempo”, aseveró.

“Nos oponemos firmemente al retroceso de la administración Trump en la lucha para preservar el futuro de nuestros niños y nuestro planeta", puntualizó.

El Plan de Energía Limpia es la culminación de un esfuerzo de diez años por parte de estados y ciudades asociados para exigir recortes obligatorios en las emisiones contaminantes de centrales eléctricas que queman combustibles fósiles en virtud de la Ley de Aire Limpio.

El Plan de Energía Limpia, junto con la regla complementaria aplicable a centrales eléctricas nuevas, modificadas y reconstruidas, controlarían estas emisiones al establecer límites a la cantidad de contaminantes que las centrales eléctricas pueden emitir.

El Plan de Energía Limpia eliminaría la mayor cantidad de contaminación causada por más de 160 millones de automóviles al año, o el 70 por ciento de los vehículos de pasajeros de la nación.

Xavier Becerra advirtió que continuará defendiendo vigorosamente el Plan de Energía Limpia.

El 28 de marzo de 2017, Becerra emitió una declaración preparándose para defender el Plan de Energía Limpia de Estados Unidos.

El 9 de enero de este año, Becerra, al frente de una coalición de 19 estados y municipios, envió una carta de 30 páginas a la Agencia de Protección al Medio Ambiente (EPA).

En la misiva denunciaron violaciones al debido proceso, falta de equidad y lapsos éticos que surgen de la participación del administrador Scott Pruitt en la reglamentación para derogar el Plan de Energía Limpia.

El 27 de febrero siguiente, la oficina de Becerra defendió el Plan de Energía Limpia en una sesión de la EPA en San Francisco.

Un mes después, Becerra y una coalición de 16 procuradores generales y municipalidades, presentó una carta complementaria de comentarios a la EPA con evidencia adicional de violaciones del debido proceso, falta de equidad y lapsos éticos derivados de la participación del administrador Scott Pruitt.