En reunión nacional de la corriente Nueva Izquierda (NI), su líder Jesús Ortega Martínez, señaló que no aceptará un acuerdo político con Vanguardia Progresista (VP) y Alternativa Democrática Nacional (ADN), que dirigen Héctor Serrano y Héctor Bautista, respectivamente, para repartir los órganos de dirección del PRD.

Ortega Martínez manifestó que los delgados de Nueva Izquierda en el país no aceptan que en los próximos días Vanguardia Progresista y Alternativa Democrática Nacional quieran llegar a un acuerdo que incluye que la corriente de Miguel Ángel Mancera (manceristas) se quede con la coordinación de los diputados y ADN con el Senado, y que digan a NI a quien poner como presidente provisional.

Dijo que es inaceptable, y como lo ordenó el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), llevarán la propuesta ante el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) para que se realicen elecciones y elijan al próximo presidente nacional del PRD.

Se pronunció porque que los órganos de dirección en la cámaras del Congreso de la Unión también sean el resultado de votaciones entre los legisladores y que gane quien tenga más sufragios, "no aceptaremos este acuerdo político", precisó.

Durante la reunión que tuvieron el fin de semana en Oaxtepec, el líder de Nueva Izquierda lamentó el momento en que muchos integrantes de esa corriente del partido abandonaron al PRD por otros organismos en busca de nuevos cargos.

Reconoció la fuerza que ha tomado Vanguardia Progresista, que ha comprado a muchos integrantes de NI y de otras corrientes, lo que lo ha llevado a ser fuerte, pero que aún así se debe llevar a elección la designación de nuevo dirigente.

Ortega Martínez señaló por otro lado que no aceptarán doblegarse ante Andrés Manuel López Obrador, de quien serán oposición.