Aerolíneas se unen a campaña contra trata de personas

Las aerolíneas a nivel internacional trabajan en protocolos que permitan identificar casos de trata de personas transportadas en sus aviones, en donde ya se identificaron algunos, afirmó el oficial...

Las aerolíneas a nivel internacional trabajan en protocolos que permitan identificar casos de trata de personas transportadas en sus aviones, en donde ya se identificaron algunos, afirmó el oficial de gestión de Programas de la Oficina de Naciones Unidas contra las Drogas y el Delito (UNODC), Felipe de la Torre.

En entrevista detalló que derivado de la reunión anual de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés), celebrada en Cancún, se comenzó a abordar el tema, en donde ya se identificaron dichas situaciones en vuelos de Alaska Airlines, American Airlines, Jet Airways y Volaris.

Comentó que México y Centroamérica son los más afectados con este fenómeno, debido al gran número de migrantes que se registran en la región, en donde la gran mayoría terminan siendo explotados en Estados Unidos, en fábricas clandestinas, en la industria del sexo, de pesca, entre otras.

Por ello, a través de la campaña Corazón Azul, iniciativa de la UNODC, se busca sensibilizar a la población respecto a la existencia de este delito.

“En la ONODC, tenemos diferentes rubros como capacitación para policías, fiscales, jueces. En Panamá tenemos un trabajo interesante con el Ministerio Público, con la Procuraduría General de la República en México en donde estamos capacitando para que puedan investigar mejor este fenómeno”, dijo.

Destacó que Aeroméxico fue la primera aerolínea en sumarse a Corazón Azul y su compromiso es muy importante de luchar contra la trata de personas, por lo que está implementando un plan de trabajo para ofrecer a los pasajeros información sobre la campaña, material para capacitar a sus tripulaciones para la detección de este tipo de situaciones.

“Estamos trabajando en protocolos de atención de primera respuesta para que si una o un sobrecargo identifica una situación sospechosa en un avión, inmediatamente la tripulación informe a las autoridades en cumplimiento de la ley en la ciudad de destino para que operen y deriven el caso a las autoridades correspondientes”, expuso.

De igual manera, comentó que Volaris ha implementado un código para identificar víctimas principalmente niños, niñas y adolescentes contra la explotación sexual, en donde, se detectó en un vuelo proveniente de la ciudad de Morelia con destino a Mexicali, Baja California, un posible caso de trata de personas, de una menor que fue contactada por desconocidos vía redes sociales.

Mencionó que la campaña Corazón Azul ha logrado sensibilizar el tema y dar a conocer que no solo las niñas y niños son víctimas de trata, sino también otras poblaciones: indígenas, personas con discapacidad motriz, auditiva y visual.

De acuerdo con el diagnóstico nacional sobre la Situación de Trata de Personas en México, la primer ruta comienza en República Dominicana hacia Costa Rica y Panamá, para de ahí ser trasladadas a México, con destino a Estados Unidos y Canadá, desde donde algunas de las víctimas de los tratantes viajan vía aérea a países de Europa, inclusive a Rusia.

Una segunda vía parte también de República Dominicana hacia el Caribe, incluidos Aruba, San Martín y Curazao, rumbo a Argentina, desde esta nación y Brasil, las víctimas llegan a Nicaragua, Honduras, El Salvador, Guatemala, México y, finalmente, Estados Unidos.