Bruselas revisita en imágenes 50 años de movimientos populares

La revolución de mayo de 1968, la caída del Muro de Berlín, el fin del Apartheid: la historia moderna está marcada por actos de resistencia y movilizaciones populares, algunas más exitosas, otras más...

La revolución de mayo de 1968, la caída del Muro de Berlín, el fin del Apartheid: la historia moderna está marcada por actos de resistencia y movilizaciones populares, algunas más exitosas, otras más insignificantes.

En la exposición “Resist! Las protestas, fotografía y legado visual de los años 1960“ el Museo de Bellas Artes de Bruselas (Bozar) revisa a partir de hoy movimientos sociales clave en diferentes partes del mundo.

La muestra mezcla imágenes de archivo, fotoperiodismo, foto-collages, fotos artísticas, y explora las formas contemporáneas de activismo visual, reflejada en videos, pancartas, playeras.

En la primera sala, la serie "1968, The Fire of Ideas" (1968, El Fuego de Ideas), del artista plástico argentino Marcelo Brodsky, ofrece, en modo de introducción, un panorama de los últimos 50 años de movimientos sociales.

“Para mí me pareció importante introducir al público la noción de protesta, porque aún vivimos en tiempos en los que tenemos que reivindicar nuestros derechos humanos”, dijo a Notimex la comisaria de la exposición, Christine Eyene.

Brodsky regala pinceladas de color sobre imágenes de archivo en blanco y negro de protestas ocurridas en todas partes del mundo y añade a mano comentarios poniendo en contexto cada escena en su época y en los días de hoy.

La primera imagen muestra una de las protestas de Tlatelolco, en 1968, inspiración inicial para el proyecto artístico, que tardó tres años en concluirse.

“Empecé a investigar los movimientos sociales tras la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa (en 2014). De ahí llegué a (la historia de) Tlatelolco. Son dos episodios que se relacionan. Si Tlatelolco hubiera sido juzgado, Ayotzinapa no hubiera ocurrido”, acredita.

El movimiento Occupy, surgido en 2011 en respuesta a la crisis global del sistema financiero, es tema de la instalación en video “Take the Square”, de Olivier Ressler.

El artista estuvo con los “indignados” del 15M en Madrid, de la plaza Syntagma de Atenas y de Wall Street, en Nueva York, donde tuvo inicio el movimiento.

“Resist!” destaca más el fotoperiodismo de los años 1960, testigo y despertador de conciencias en la lucha por derechos humanos y sociales.

Es el caso del trabajo del estadunidense Steve Schapiro, quien entre 1962 y 1968 registró en su país las marchas contra la segregación racial y la ascensión de Martin Luther King Jr como máximo líder social.

“Son fotografías históricas pero, cuando vemos lo que está ocurriendo en Estados Unidos hoy con la política migratoria de Trump, la violencia policiaca contra los negros, esas imágenes siguen siendo relevantes”, señala la comisaria de la muestra.

Algunas de las fotografías presentadas en el Bozar se convirtieron en íconos, como el imagen de Daniel Cohn-Bendit, líder del movimiento estudiantil de mayo de 1968 en Francia y posteriormente diputado europeo por el partido Verde galo, encarando a un policía con una sonrisa de sorna en los labios.

Otras, menos conocidas, reivindican su importancia, como las seleccionadas entre el trabajo de varios fotógrafos de la renombrada agencia Magnum para formar una serie recapitulativa de la historia del Muro de Berlín, de su construcción, en 1961, a su derrumbe, en 1989.

“Incluimos imágenes de berlineses que miran hacia el otro lado del muro mientras se construye. La demarcación impersonal del territorio, en foto de René Burri, se compensa con la emoción del reencuentro de dos hermanos, en foto de Ian Berry”, explica Eyene.

Parte de la exposición está también dedicada a la memoria del Apartheid, sistema de segregación racial implantado en Sudáfrica por los colonos holandeses y solo extinto en 1992.

En la serie “A South African Colouring Book”, el artista sudafricano Gavin Jantjes expone en collages sobre fotografías, documentos, dibujos y textos la crueldad del sistema que le afectó personalmente en tanto que le obligó a exiliarse en Alemania tras ser perseguido por su trabajo.

El fotoperiodista sudafricano Gideon Mendel registró en blanco y negro la lucha anti-Apartheid y momentos de convivencia entre blancos y negros, como un campeonato de ajedrez que permitió al club de Yeoville, reservado a blancos, acoger excepcionalmente a los jugadores negros.

“Yo lo que estaba haciendo era fotografiar escenas del día a día. Lo que no sabía era que las estructuras sociales del Apartheid se estaban rompiendo. Todo eso (que fotografiaba) respondía a un engranaje que se estaba moviendo, a negociaciones que estaban en curso en los bastidores para poner fin al Apartheid”, recordó en conversación con Notimex.

“Resist!” puede ser vista hasta el 26 de agosto próximo, en el marco de la bienal internacional “Summer of Photography”.