Autoridades del Gobierno de la Ciudad de México y de la Procuraduría General de Justicia (PGJ) supervisaron la intervención de seguridad que se lleva a cabo en el corredor Garibaldi-Mixcalco, que se reforzó en días pasados para inhibir conductas ilícitas.

El jefe de Gobierno, José Ramón Amieva, y el procurador General de Justicia capitalino, Edmundo Garrido, entre otras autoridades, realizaron un recorrido por las calles República de Honduras, Comonfort, Eje 1 Norte, Circunvalación, Guatemala y Moneda.

Ahí conocieron de viva voz de los comerciantes y personas que desarrollan actividades por la zona la situación que se vive, a quienes les reiteraron su compromiso para combatir cualquier delito que ponga en riesgo su seguridad y patrimonio.

En días pasados, la PGJ reforzó las acciones de vigilancia en la zona centro de la Ciudad de México, principalmente, en el corredor comercial Mixcalco, Tepito, Garibaldi, Lagunilla y Santo Domingo.

Se informó que en esta intervención participan 500 elementos de la Policía de Investigación, cuya misión es detectar y evitar el ingreso de armas y drogas, así como atender el delito de robo de vehículos y a transeúntes.

Amieva Gálvez resaltó que se aumentará la presencia policiaca en el citado corredor ante el incremento de denuncias de actividades ilícitas que alteran la vida cotidiana de comerciantes y clientes.