Procuraduría ambiental clausura banco geológico en Puerto Vallarta

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) informó que clausuró de manera total temporal un banco geológico, localizado en el municipio de Puerto Vallarta, Jalisco, por remoción de...

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) informó que clausuró de manera total temporal un banco geológico, localizado en el municipio de Puerto Vallarta, Jalisco, por remoción de vegetación forestal.

En el lugar, dijo, se realizaron obras y actividades relacionadas con la extracción de material pétreo y remoción de vegetación forestal, sin contar con la autorización de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) en materia de impacto ambiental para el Cambio de Uso de Suelo en Terrenos Forestales.

Explicó, en un comunicado, que durante una visita de inspección, personal de la Profepa observó taludes de diferentes tamaños, que oscilan de cuatro hasta 30 metros de altura con evidencia de huellas de maquinaria pesada, refiriendo que no son taludes de origen natural sino de origen antropogénico.

Asimismo, se constataron huellas de neumáticos de maquinaria pesada en el suelo de los caminos que se abrieron para subir a la parte alta del cuerpo cerril, mismos que tienen una anchura que va de los cuatro a 10 diez metros.

Además, apuntó, también se observan escurrimientos de carácter intermitente con dirección sur-norte.

Detalló que se encontró derribo de arbolado de vegetación de selva mediana subcaducifolia, afectando una superficie de 4.91 hectáreas.

En las áreas circundantes al lugar inspeccionado, dijo, se observan ejemplares arbóreos de porte fustal de Parota (Enterolobium cyclocarpum), Papelillo rojo (Bursera simaruba), Rosa morada (Tabebuia rosea), Capomo (Brosimum alicastrum), Guayabillos borcelano (Piranhea mexicana), Primaveras (Tabebuia donell – smithiii) y Habillo (Hura polyandra).

Precisó que, se impuso como medida de seguridad la Clausura Total Temporal del sitio, de conformidad con lo establecido en la Ley General del Equilibrio Ecológico y Protección al Ambiente (LEGEEPA), en su artículo 170, fracción I.

La Ley General de Desarrollo Forestal Sustentable (LGDFS), en su artículo 157, fracción II, determina que se sancionará con el equivalente de 100 a 20 mil veces la Unidad de Medida y Actualización a quien cometa la infracción de cambiar el uso de suelo de los terrenos forestales, sin contar con la autorización correspondiente.

Asimismo, podrá ser obligado a llevar a cabo las actividades de restauración necesarias del sitio afectado. Lo anterior independientemente de las sanciones penales que resulten.