El candidato del PRI a la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de México, Mikel Arriola, reiteró su compromiso para mejorar la calidad de vida de los adultos mayores.

Durante un encuentro con ese sector de la población en la colonia Progresista, en la delegación Iztapalapa, jugó un partido de cachibol y ofreció incrementar la pensión de mil 200 pesos a dos mil 400 pesos, así como instalar casas de la tercera edad en colonias y unidades habitacionales.

De igual manera, y en reconocimiento al trabajo que diariamente realizan las amas de casa, el abanderado priista les reiteró su apoyo con una pensión mensual de tres mil 400 pesos, monto que está calculado con el costo de la canasta básica, para que las mujeres puedan mejorar la economía del hogar.

Posteriormente, Arriola Peñalosa se reunió con el grupo de danzón de adultos mayores en la Plaza Del Reloj, del pueblo de Santa María Aztahuacán de la misma delegación, donde constató que es necesario recuperar las plazas y los parques para impulsar las actividades culturales.

Ofreció crear una bolsa de trabajo y brindar financiamiento para que los adultos mayores emprendan algún negocio.

Respecto a la movilidad, Arriola Peñalosa propuso instalar más elevadores en el transporte público para evitar accidentes, y aseguró que en las unidades habitacionales habrá más infraestructura adecuada para ellos, como rampas; agregó que también se instalarán unidades médicas móviles para que se les atienda cerca de su hogar.

Ante vecinos de la zona, dijo que es de suma importancia promover la actividad física de ese sector de la población, “pues ésa es la mejor medicina para tener la mente activa”.

Les dijo que él fue el ganador del segundo debate chilango y que día con día está ganando adeptos, porque está en contacto directo con la ciudadanía, la cual ha aceptado sus planteamientos para que los habitantes de la Ciudad de México vivan en mejores condiciones.