A través de un innovador enfoque cualitativo, especialistas de diversas universidades identificaron los principales factores que impiden la inclusión de poblaciones marginadas en los casos de México, Chile y Perú.

En la investigación participó el académico de la Universidad Iberoamericana (Ibero), Isidro Soloaga, y el equipo de trabajo del que formó parte analizó estos casos que involucran al menos al 10 por ciento de la población de los tres países  mencioandos.

Consideraron el peso relativo de las condiciones del hogar y las condiciones del territorio y concluyeron que la pobreza, la desigualdad y la baja movilidad social, tienen una clara dimensión territorial.

Soloaga es académico del Departamento de Economía, y coautor de este  estudio denominado “Trampas territoriales de pobreza, desigualdad y baja movilidad social: los casos de Chile, Perú y México”, informó en un comunicado la Universidad Iberoamericana.

El académico informó que los factores territoriales representan entre 30 y 50 ciento del peso total en las desigualdades en el acceso a oportunidades de bienestar que tiene la población. El resto, precisó, se explica por las características del hogar en el que viven los y las jóvenes, como son la escolaridad de los padres, la etnicidad, si es un hogar monoparental o biparental.

En todos los casos analizados, los estudios cualitativos para México, Chile y Perú identifican a la falta de cohesión social, a la debilidad del Estado de Derecho, a la ausencia de élites emergentes, al acceso desigual a mercados y a programas públicos, como factores que fomentan y mantienen en el tiempo las desigualdades espaciales.

La investigación académica identifica cuánto debe enfocarse la política pública en el desarrollo de las capacidades de las personas; por ejemplo, a través de transferencias condicionadas; y cuánto en buscar el desarrollo del territorio, por ejemplo por medio de políticas coordinadas espacialmente.

Asimismo, los casos en los cuales la política pública puede reproducir las trampas de pobreza, desigualdad y baja movilidad social; esto es así cuando la política pública no se alinea con las necesidades de la población, cuando no está presente o cuando es capturada por las élites locales o externas al territorio.

En la investigación ‘Trampas territoriales de pobreza, desigualdad y baja movilidad social: los casos de Chile, Perú y México’ participaron también los investiagdores Anthony Bebbington, director de la Graduate School of Geography de Clark University (Estados Unidos); Javier Escobal D'Angelo, economista del Grupo de Análisis para el Desarrollo (GRADE) de Perú; y Andrés Tomaselli, consultor del Centro Latinoamericano de Desarrollo Rural (Rimisp).

El estudio fue publicado como libro, bajo el mismo título, por la Universidad Iberoamericana, el Centro de Estudio Espinosa Yglesias (CEEY) y el Rimisp; y se presentará el próximo jueves 24 de mayo, a las 19:00 horas, en el patio central del Museo Interactivo de Economía (MIDE).

Participarán en la presentación Manuel Ramos Francia, subgobernador del Banco de México; y Graciela Teruel Belismelis, directora del Instituto de Investigación para el Desarrollo con Equidad (Equide) de la Ibero; entre otros.