Andrés Manuel López Obrador, candidato de la coalición Juntos Haremos Historia, sostuvo que, de ganar los comicios del 1 de julio próximo, sacará al país del atraso, pues tiene lo que necesita para ser una potencia y ser la capital del mundo en cuanto a aplicación de la justicia, además de que cuenta con riquezas naturales y un pueblo trabajador, pero le hace falta un buen gobierno.

En su participación en el segundo debate de candidatos presidenciales, planteó que en la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) se incluyan mejoras salariales y la firma de una alianza para el progreso que incluya a México, Estados Unidos, Canadá y las naciones de Centroamérica para mejorar las condiciones económicas y laborales.

Además, establecer la sede del Instituto Nacional de Migración en esta frontera, además de que Alicia Bárcena sea la representante de México en la ONU, e insistió en su planteamiento de que los 50 consulados de México en Estados Unidos se conviertan en procuradurías de la defensa del migrante, por lo que enfatizó que la relación con Estados Unidos, será de amistad, no de subordinación.