La exmagistrada de justicia, Consuelo Porras, asumió hoy como jefa del Ministerio Público (MP) de Guatemala con el compromiso de continuar la lucha contra el crimen, la corrupción y la impunidad.

Tomar posesión como Fiscal General y jefa del MP –período 2018-2022- “representa un momento de gran compromiso y una oportunidad de contribuir a la justicia del país, que necesita de cambios urgentes e inmediatos”, aseveró.

El país “está viviendo momentos complejos en la esfera social, política, y económica, indicó la funcionaria, con más de 35 años de carrera en el sistema de justicia.

Reconoció que se suman altos índices de criminalidad y violencia, que afectan en gran medida el desarrollo integral de la sociedad y que impactan de manera negativa  “la consolidación de la unidad y la paz social en el país”.

La situación adversa obliga a los guatemaltecos a asumir un “rol protagónico de los cambios que el país necesita” y “sumar esfuerzos por materializar un modelo de desarrollo integral”, enfatizó.

Reonoció el apoyo de la comunidad internacional en el mejor funcionamiento del MP por medio de asistencia técnica y financiera.

“A la comunidad internacional, quiero instarles a continuar unificando esfuerzos por el fortalecimiento del régimen democrático en el país, por lo que su calidad de cooperantes en nuestras instituciones es de gran valía y de gran importancia para el cumplimiento de los objetivos”, indicó.

Porras sustituye en el cargo a Thelma Aldana, quien cumplió una exitosa gestión al trabajar de manera estrecha con la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala, dependencia de Naciones Unidas dirigida por el colombiano Iván Velásquez.

Las investigaciones dirigidas por Aldana y el colombiano Velásquez llevaron a prisión provisional al presidente Otto Pérez Molina y la vicepresidenta Roxana Baldetti, actualmente en prisión.