La Agencia de Servicios Fronterizos de Canadá (CBSA, por sus siglas en inglés) informó hoy que tres canadienses enfrentan cargos por tráfico y explotación de trabajadores migrantes.

Los patrones de tres diferentes granjas en Ontario reclutaron empleados de Filipinas y otros países para trabajar en la cosecha del cultivo de hongos.

Los oficiales fronterizos estuvieron investigando estos casos durante un año dentro de un esquema de tráfico ilegal de inmigrantes.

El propietario de la granja Sharon Mushroom Farmin en Sharon, Ontario, Laxman Marsonia, enfrenta seis cargos de tráfico humano y uno por falsificación.

La propietaria y operadora de A&L Hammer Workforce Management en Toronto, Lily Miranda, enfrenta seis cargos de tráfico humano, cuatro cargos por emplear a personas sin autorización y otros cargos.

Otro empleador, Yatin Bera, de Richmond Hill, al norte de Toronto, fue acusado de dos casos de falsificación.

Los cargos contra estos individuos, establecidos el 30 de abril pasado, están basados en el Decreto de Protección en Inmigración y Refugio de Canadá.

Los acusados tendrán que presentarse a la corte de Toronto el próximo 28 de mayo. La CBSA no dio más detalles sobre la nacionalidad de los inmigrantes.