La corporación francesa Lancôme y el organismo humanitario Care formaron una alianza para alfabetizar a mujeres indígenas guatemaltecas, informaron hoy fuentes de la compaña.

Las partes anunciaron su compromiso de combatir al analfabetismo entre las mujeres con el programa Write Her Future, mundial que busca financiar campañas de alfabetización y crear conciencia para atender este problema.

El programa de Write Her Future "permitirá que miles de mujeres guatemaltecas desarrollen talento y habilidades para forjar un mejor futuro para ellas y sus familias", afirmó en rueda de prensa la representante de Care Guatemala, Lilian López.

La gerente del Programa Identidad y Derechos de Mujeres Indígenas de Care Guatemala indicó que en un principio la iniciativa beneficiará directamente a cinco mil mujeres y de manera indirecta a más de 25 mil de su entorno familiar y comunitario.

De las cinco mil mujeres analfabetas objetivo del programa, tres mil son jóvenes indígenas excluidas del sistema educativo nacional y el resto son mayores de 25 años que nunca han tenido acceso a la educación formal de Guatemala.

La campaña de la entidad humanitaria atenderá a ese número de mujeres analfabetas de los departamentos de Quiché, Totonicapán, Sololá y Chimaltenango, en el altiplano guatemalteco, una región de población indígena, donde se registran elevados índices de pobreza y extrema pobreza.

Guatemala cuenta con una población de diez millones 84 mil personas de 15 años de edad en adelante, de la que más de un millón 242 mil personas, equivalente a un 12 por ciento a nivel nacional, son analfabetas, de acuerdo con datos oficiales citados por Care.

Según datos de la campaña, alrededor del mundo más de 76 millones de mujeres jóvenes –de 15 a 24 años de edad- "carecen de nociones básicas de lectura y escritura".

Las acciones de las autoridades no han dado mayores resultados, pues "en los últimos 20 años el porcentaje de mujeres analfabetas en el mundo no ha variado".

El director de L'Oreal Luxe Guatemala, Hugo Riva, dijo por su parte que la empresa contribuye con materiales para las clases, como pizarrones y bolsas escolares, y la contratación de alfabetizadores capacitados en temas como identidad cultural.