El pleno del Senado de la República aprobó reformas a la Ley General para la Prevención y Gestión Integral de los Residuos y a la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente, que permite la importación de residuos para su reutilización o reciclaje.

En el marco de la sesión ordinaria se avaló con 68 votos a favor, 21 en contra y una abstención, el dictamen que permitirá la importación de residuos para su reutilización, reciclaje, o bien, para los fines previstos en los tratados internacionales de los que el Estado mexicano sea parte, conforme las restricciones establecidas.

La senadora Angélica de la Peña expuso en tribuna su oposición a esta reforma al argumentar que el "Convenio de Basilea sobre el control de los movimientos transfronterizos de desechos peligrosos y su eliminación", busca precisamente reducir al mínimo la generación de desechos peligrosos tanto en términos de cantidad como de peligrosidad.

Así como eliminar el traslado de residuos peligrosos hacia países carentes de capacidades jurídicas, administrativas y técnicas para manejarlos y eliminarlos de manera ambientalmente racional.

Expuso que con esta ley se permitirá aceptar de otros países, particularmente en la frontera norte por parte de los Estados Unidos, mencionados residuos y desechos, pero desafortunadamente en México no existen las condiciones de manejarlos de manera ambientalmente racional.