Difusores infantiles mexiquenses promueven valores universales

Durante un encuentro con 16 difusores infantiles de la entidad, el Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) estatal reconoció la labor de estos voceros como promotores de los valores y...

Durante un encuentro con 16 difusores infantiles de la entidad, el Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) estatal reconoció la labor de estos voceros como promotores de los valores y derechos universales de la comunidad infantil.

Destacó que ser difusor infantil es más que un tema de cargo o membrete, pues también puede hacer mucho por su municipio, a través de actividades que le permitan reunirse con la gente para tratar temas que promuevan el cambio positivo dentro de nuestra entidad.

Los difusores son los primeros en afrontar el reto de generar un cambio en su persona, en su familia, en su escuela, en su entorno, en su comunidad o en su municipio, anotó.

El organismo indicó que con el objetivo de fortalecer la promoción de los valores, la Red de Difusores Infantiles de los 125 municipios de la entidad se suma a la campaña estatal “Amor por la familia, un valor mexiquense”, que promueve un valor cada tres meses.

En dicha reunión se entregó un reconocimiento a Pamela Ceballos Francisco, quien en días pasados se convirtió en la Difusora Estatal Infantil 2018, de entre 18 participantes; así como a Alondra Juárez Romero, segundo lugar, y a Monserrat García Arredondo, tercer lugar.

Pamela Ceballos Francisco afirmó que la oportunidad de esta convivencia permite a los niños difusores aprender más, al compartir experiencias y diferentes puntos de vista, para expresar, en escuelas y comunidades, los derechos y deberes de los niños en un contexto más amplio porque en cada municipio las necesidades son distintas.

Dijo que cada difusor se compromete a llevar un mensaje positivo, en el que cada niño del Estado de México sepa que vale mucho, que tiene voz y se escucha.

En dicho encuentro, parte de los 16 difusores infantiles participantes expusieron su deseo por tener una entidad mexiquense donde los niños puedan desarrollarse de manera plena, gozando del cumplimiento y protección de sus derechos.