Regulan publicidad de productos o servicios en medios de comunicación

La Comisión para la Protección Contra Riesgos Sanitarios del Estado (Coprisjal) anunció el Acuerdo de Coordinación Para el Ejercicio de Facultades en Materia de Control y Fomento Sanitario entre...

La Comisión para la Protección Contra Riesgos Sanitarios del Estado (Coprisjal) anunció el Acuerdo de Coordinación Para el Ejercicio de Facultades en Materia de Control y Fomento Sanitario entre Cofepris y Coprisjal.

Lo anterior con el objetivo de evitar que la ciudadanía pueda sufrir daños a la salud por productos o servicios que se ofrecen a través de los medios de comunicación, informó el comisionado de Coprisjal, Dagoberto García Mejía.

Este acuerdo, entró en vigor a partir del 10 de enero del 2017, fecha en que se publicó en el Diario Oficial de la Federación y faculta a la Coprisjal para regular la publicidad de productos o servicios locales en prensa, radio e internet.

García Mejía explicó que el propósito de esta regulación es vigilar que los productos y servicios que se anuncian a través de los diferentes medios de comunicación, cuenten con el permiso o aviso publicitario correspondiente.

Añadió que se trata de garantizar que éstos cumplan con las propiedades que ofrecen y no representen ningún tipo de riesgo para la salud.

“El propósito es tener un mejor control en el aspecto de distribución y venta, pero sobre todo el objetivo particular es evitar el daño en la población con estos anuncios que exhaltan aspectos terapéuticos que no tienen, y que en cierta manera si dañan a la población”, dijo.

Destacó que Coprisjal toma esta medida para tener un mejor control en cuanto a medios de publicidad.

El titular de Coprisjal detalló que con este acuerdo, las empresas de medios de comunicación son corresponsables en la vigilancia, ya que antes de publicar cualquier anuncio de productos o servicios, deben exigir al anunciante que presente el permiso o aviso publicitario expedido por la Coprisjal.

García Mejía agregó que actualmente se encuentran en la etapa de socialización y fomento de esta regulación, por lo que constantemente se llevan a cabo visitas a los directivos de periódicos y radiodifusoras, para darles a conocer el acuerdo de coordinación.

“En estas visitas se les da a concoer el marco regulatorio y la reciente delegación de facultades a la Coprisjal, exhortándolos a cumplir con las disposiciones legales en materia de publicidad para que eviten la aplicación de sanciones”, apuntó.

Reiteró que la publicidad no debe ser engañosa y no se permite atribuirle a los productos cualidades preventivas, terapéuticas o de otra índole que no corresponda a su función y uso o indicar que el producto cuente con ingredientes o propiedades de los cuales carezca.

La Coprisjal cuenta con atribuciones para ejercer el control sanitario de la publicidad que es difundida en el Estado, con la finalidad de proteger la salud de la población considerando el grave riesgo que representa la difusión de mensajes publicitarios engañosos.

De acuerdo con la nueva disposición, es obligación de los medios de difusión asegurarse que la publicidad que trasmitan cuente con el permiso o aviso publicitario correspondiente.

Por su parte los anunciantes que pretendan publicitar un producto o servicio sujeto a control sanitario por parte de la SSJ, deben realizar el trámite correspondiente ante Coprisjal.

Las sanciones económicas por infringir o violar esta normatividad van desde los 161 mil 200 pesos, hasta un millón 289 mil 600 pesos.

Productos y Servicios que requieren realizar trámites: Alimentos (solo en cine y televisión); bebidas no alcohólicas (energéticas); productos de perfumería, belleza y aseo; prestación de servicios de salud; suplementos alimenticios; bebidas alcohólicas.

Medicamentos y remedios herbolarios; insumos para la salud cuando sean dirigidos a profesionales de la salud; equipo médico, prótesis, órtesis, ayudas funcionales, agentes de diagnóstico, insumos de uso odontológico, materiales quirúrgicos y de curación y productos higiénicos.

Servicios y procedimientos de embellecimiento; plaguicidas; nutrientes vegetales; y sustancias tóxicas o peligrosas.