La Bolsa de Valores de Tokio cerró este martes casi plana, con movimientos estrechos durante toda la jornada ante la espera de la cumbre de dos días entre Japón y Estados Unidos.

El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, partió rumbo a Estados Unidos este martes para dialogar con el presidente Donald Trump, en su residencia de Florida.

Abe espera confirmar que Japón y Estados Unidos colaborarán estrechamente y mantendrán una presión máxima sobre Corea del Norte hasta que este país tome medidas concretas hacia una desnuclearización completa, irreversible y verificable, destacó NHK.

En tanto, la economía china experimentó un saludable comienzo de año, con crecimiento del 6.8 por ciento en el primer trimestre, según datos oficiales publicados este martes.

El Producto Interno Bruto (PIB) llegó a 19.88 billones de yuanes (3.2 billones de dólares) en los primeros tres meses de 2018, lo que representa una subida del 6.8 por ciento interanual a precios comparables, cifra idéntica a la del trimestre anterior, según la Oficima Nacional de Estadísticas.

"La economía de China creció 6.9 por ciento en 2017, su primera aceleración en siete años."

El Nikkei de 225 acciones, principal indicador de la Bolsa de Valores de Tokio, cerró hoy sus operaciones con una ganancia marginal de 12.06 puntos (0.06 por ciento), para ubicarse en 21 mil 847.59 unidades.

En tanto, la Primera Sección del Indice de Precios (Topix) perdió 6.24 untos y se ubicó en mil 729.98 unidades, mientras la Segunda Sección restó 71.86 puntos y se colocó en seis mil 933.57 unidades, informó este lunes la agencia japonesa de noticias Kyodo.

Los principales indicadores chinos cerraron esta misma jornada a la baja, en donde el Shanghai Composite Index cayó 43.85 puntos, 1.41 por ciento, para cerrar en tres mil 66.80 unidades, mientras el Shenzhen Component Index restó 226.63 puntos, 2.13 por ciento, para ubicarse en 10 mil 395.16 enteros, informó la agencia Xinhua.