La iniciativa de Reforma a la Ley de Ciencia y Tecnología que se discute en el Senado de la República permitirá que México pueda planear el desarrollo científico a largo plazo y no solo a seis años, señaló el presidente de la Academia Mexicana de Ciencias (AMC), José Luis Morán.

En entrevista con Notimex, indicó que la iniciativa que el presiente Enrique Peña Nieto envió al Senado de la República para su discusión y posible aprobación, dotaría de atribuciones al Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) para tomar decisiones a largo plazo.

“Siempre hemos estado haciendo notar que cada seis años, al inicio de los sexenios, la repartición de ingreso incrementa y luego cuando te vas al final decae, y esas subidas y bajadas nunca le dan estabilidad a los programas científicos”, apuntó.

Asimismo, destacó que entre los beneficios de esta ley se encuentra la posibilidad de que exista Ciencia Abierta, para que todo el conocimiento que se genere se encuentre al alcance de cualquier persona interesada.

“Muchas veces uno publica sus investigaciones en revistas que cobran por publicar o por tener acceso, y digamos, el movimiento moderno de todos los países es que se ofrezcan los resultados de una manera libre”, comentó.

Sobre el Consejo de Asesores Científicos y Tecnológicos de la Presidencia de la República que estaría integrado por 20 personas, mencionó que si bien existe un Consejo Consultivo de Ciencias de la Presidencia e integrado por galardonados con el Premio Nacional de Ciencias, los participantes del nuevo Consejo no necesariamente serían permanentes y además, se puede invitar a diversos especialistas.

“Un caso muy claro es el de Mario Molina, que él no es Premio Nacional de Ciencias dado que trabajó en Estados Unidos la mayor parte del tiempo y no pertenece al Consejo Consultivo; él es una persona que en este caso sería invitado creo yo o estoy seguro, a este grupo de Consejeros a la Presidencia de la República”.

José Luis Morán consideró que en términos generales se trata de una buena iniciativa, sin embargo, recordó que hay quienes se han manifestado porque hubiera un capítulo especial sobre Desarrollo Nacional y regionalización con apoyos más específicos. “Esa parte no está tan clara como le gustaría a mucha gente”.

Reconoció que el tiempo para aprobar la iniciativa de Reforma a la Ley de Ciencia y Tecnología es limitado por lo que no es posible discutir otros puntos, pero añadió que en el futuro se podrían promover Reformas Adicionales.