El diputado Leonel Luna Estrada, coordinador del Grupo Parlamentario del PRD en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), presentó una iniciativa de iniciativas que incrementa las penas por actos relacionados con la portación ilegal de armas de fuego, explosivos y accesorios, así como la eliminación de la sanción administrativa.

Su propuesta la turnaron a la Comisión de Administración y Procuración de Justicia y prevé aumentar el castigo a quienes incurran en la omisión de registrar la posesión de su arma ante la Secretaría de la Defensa Nacional y configurar el delito de portación de arma de fuego, sin licencia.

Es preocupante que en México exista un mercado negro de armas, lo que ha ocasionado que los delincuentes porten, posean, trafiquen, transporten, y negocien armas de fuego, explosivos y accesorios, con el beneficio de la libertad bajo caución ante el cúmulo de vacíos legales que en la legislación.

De acuerdo con un reporte del titular de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México a diputados locales, del 1 de marzo del 2017 al 28 de febrero pasado, elementos policiacos han incautado mil 176 armas, de las cuales 449 están asociadas a delitos de alto impacto –robo a transeúnte, a negocios con violencia y en transporte público- y el resto a ilicitos menores.

Este reporte destaca que 491 armas eran hechizas o réplicas.

El Secretariado del Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública en su informe de Incidencia Delictiva del Fuero Común basado en averiguaciones previas o carpetas de investigación de las Procuradurías y Fiscalías de las 32 entidades, reportan 25,339 homicidios dolosos, de enero a diciembre de 2017.

Ahí se observa un incremento de 4,792, respecto del año 2016 y 8,430 en relación con el 2015, lo que representa un aumento en delitos. Muchos de estos, cometidos con una arma de fuego.

Por el aumento de los delitos, el legislador consideró que con las reformas a los artículos 160 y 162 del Código Penal Federal, las sanciones pasarían de tres meses a 3 años de prisión, a un castigo de cinco a 10 años y decomiso a quien porte, fabrique, importe o acopie, sin un fin lícito, instrumentos que sólo puedan ser utilizados para agredir.

Así habría reformas al artículo 81 de la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos que hoy castiga, con penas de dos a siete años de prisión y una multa de 50 a 200 días, a quien porte un arma sin tener la licencia, prevé sanciones mayores con penas de 5 a 10 años de prisión.

Esta iniciativa también busca la modificación y adición a la fracción XII del artículo 167 del Código Nacional de Procedimientos Penales. Una vez que sea dictaminada y aprobada por el Pleno, será enviada a la Cámara de Diputados.