El presidente de Bolivia, Evo Morales, de visita en Holanda, saludó la unidad del pueblo boliviano en torno a la demanda marítima contra Chile en la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya, y expresó su deseo de que Bolivia logre un fallo favorable en ese tribunal.

Morales celebró un almuerzo en un hotel del centro de La Haya, que reunió a expresidentes bolivianos, excancilleres, autoridades del Ejecutivo, del Legislativo, las gobernaciones, alcaldías, representantes de movimientos sociales y miembros del equipo jurídico que presentará esta semana sus alegatos ante la CIJ.

"Estamos organizados" para la fase final de la demanda en La Haya, dijo Morales al expresar su satisfacción, segun informó la Agencia Boliviana de Información (ABI).

"Vamos a hacer historia con la verdad, con el derecho, estamos convencidos de que vamos a alcanzar la justicia que corresponde a Bolivia", remarcó en un discurso en el que agradeció al equipo jurídico nacional e internacional, que defenderá al país en los alegatos orales, de la fase final del juicio de abril de 2014.

A su juicio, Bolivia está unida en torno al mar, a diferencia de lo que sucede en Chile, donde recordó que hay discrepancias entre sectores que afirmaron que van a respetar el fallo y otros no; entre los que quieren el diálogo y otros no, para resolver los temas pendientes y "algunos plantean mar por territorio" y otros no.

"Como bolivianos y bolivianas no podemos cometer ese error, tenemos una enorme responsabilidad fundamentalmente con las futuras generaciones" y aseguró que es fundamental la participación de todos.

En la etapa final, saludo la presencia de todos los sectores de la población boliviana que dijo están representados en las 15 personas que acompañan a la delegación y que encarnan a todos los sectores.

Anticipó que después de los alegatos de Chile se realizará una reunión con los expresidentes y excancilleres para evaluar la situación y recoger sugerencia para la réplica y remarcó su confianza en el equipo jurídico internacional conformado por afamados juristas, comprometidos con la demanda boliviana.