La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) presentó hoy una aplicación móvil que permite a los campesinos de África identificar al gusano cogollero, informar sobre el nivel de infestación y cartografiar su propagación.

La aplicación móvil permite además señalar a los enemigos naturales del gusano y las medidas más eficaces para combatirlo.

La aplicación FAMEWS (siglas en inglés de Fall Army Worm Monitoring and Early Warning System) aporta información sobre cómo evoluciona el insecto en el tiempo y el espacio, para mejorar el conocimiento sobre su comportamiento en África y dar una mejor respuesta.

El gusano cogollero (spodoptera frugiperda) ha infectado ya millones de hectáreas de maíz en África, un alimento básico en el continente, amenazando la seguridad alimentaria de más de 300 millones de personas, sobre todo pequeños campesinos, que ya de por sí luchan para salir adelante y conseguir alimentos suficientes para sus familias, dijo la FAO en un comunicado.

Resaltó que a principios de 2018, solamente 10 (en su mayoría en el norte del continente) de los 54 estados y territorios africanos no han señalado infestaciones de esta plaga de rápida propagación y que arrasa los cultivos.

“La aplicación nos ayudará a desarrollar nuestro conocimiento colectivo de la plaga en África y vincular todos sus aspectos: desde cómo y dónde se propaga el gusano, lo que lo hace más débil y menos dañino”, dijo Keith Cressman, oficial superior de Agricultura de la FAO, quien dirigió el desarrollo de la aplicación junto a otros socios de la organización.

Según la FAO, una vez que los agricultores y trabajadores controlan sus cultivos de infestaciones del gusano cogollero y cargan los datos necesarios, la aplicación indica los niveles de infestación para que los campesinos puedan tomar medidas inmediatas contra la plaga.

Los datos son validados por los centros de enlace nacionales sobre la plaga y transferidos a una plataforma global en Internet. Luego se analizan para ofrecer una visión general de la situación en tiempo real, con mapas de infestaciones de la plaga y las medidas más efectivas para reducir su impacto.

Probada inicialmente en Madagascar y Zambia, la aplicación se está llevando a todos los países del África subsahariana afectados por esta plaga invasora a través de las Escuelas de Campo para Agricultores (ECA) -apoyadas por la FAO- y otros foros comunitarios que lideran la lucha contra el gusano cogollero.

Las actualizaciones de la aplicación aportarán en los próximos meses funciones adicionales, como un sistema de asesoramiento –sin conexión a Internet- que orienta inmediatamente al usuario en función de la información recopilada.

Además ofrece una herramienta de diagnóstico que utiliza la cámara del teléfono móvil para determinar el nivel de los daños provocados por el insecto en el maíz.

La aplicación es parte integral del programa de gestión sostenible de la FAO para la plaga en África. Es útil en todas las etapas de la lucha contra el gusano cogollero, desde la alerta temprana y el seguimiento, hasta la respuesta y la evaluación de riesgos.