En el marco de la celebración de los 95 años de La Costeña, el director general de la empresa, Rafael Celorio, expuso que la compañía mexicana continúa con paso firme en su expansión, liderazgo y consolidación en el mercado nacional e internacional.

Resaltó que la empresa, que actualmente genera tres mil 500 empleos directos en el país, seguirá con sus planes de inversión, “porque creemos mucho en México y mientras haya recursos continuaremos porque queremos que todo eso siga creciendo”.

Al término de un recorrido por la planta que se ubica en Ecatepec, Estado de México, agregó que La Costeña seguirá avanzando en la automatización de sus procesos, y ejemplificó que el próximo año tendrá un nuevo almacén con esas características.

En lo que se refiere al incremento en los insumos que impactan directamente en los costos de producción, el directivo dijo que la empresa los absorbe en un porcentaje y en otro el consumidor.

“Lógicamente sí nos ha subido mucho el costo de algunas materias primas y a la vez, dependemos mucho de lo que sucede en el campo, pero tenemos costos flexibles, por lo que hemos impactado menos de lo que nos han subido las materias primas”.

Resaltó que el no trasladar al consumidor el cien por ciento del alza de los insumos, es resultado de un esfuerzo para reducir gastos y hacer los procesos más eficientes.

“Con eso hemos reducido lo que nos ha faltado y no pasar todo al precio y al consumidor, aunque es inevitable mencionar que en 2017 el Índice Nacional de Precios al Consumidor fue de 6.75 por ciento”, dijo.

“Pero nosotros no impactamos ese número en precio. No aumentamos ni la mitad, y mejor optamos por procesos más productivos para continuar con un mayor margen de inversión”, explicó.

Por otra parte, Celorio refirió que alrededor del 20 por ciento del monto equivalente a las ventas anuales, se invierten a innovación y desarrollo.

Destacó que 85 por ciento de las ventas de la empresa fundada en 1923, pertenecen al mercado interno y sólo 15 por ciento a las exportaciones, de las cuales 80 por ciento son hacia Estados Unidos.

El 20 por ciento restante a Australia, Nueva Zelanda, China, Japón, países de Europa, Centro y Sudamérica. En total, la empresa tiene presencia en 60 países del mundo, comentó.

Actualmente, La Costeña produce más de 80 diferentes líneas de productos y cuenta con un total de seis plantas ubicadas en el Estado de México, Sinaloa y San Luis Potosí; así como otra en Aconcagua, Chile y dos en Estados Unidos en los estados de Arizona y Minnesota.

En 2015, La Costeña abrió oficinas en Australia, Dubai y Emiratos Árabes, además de las de China en el año 2000.

Además de chiles, el producto “estrella” de la empresa, la compañía tiene dentro de su portafolio frijoles, puré de tomate, mermeladas, salsas, mayonesas, cremas, mole; así como pozole y tamales.