El más importante ajuste en la estructura del gobierno de China desde 1998 fue puesto hoy a consideración del órgano legislativo nacional, que se espera lo apruebe hacia el fin de semana.

En un comentario inicial, el South China Morning Post recordó desde Hong Kong que este ajuste recuerda al que hizo en 1998 el entonces primer ministro Zhu Rongji, quien cerró o fusionó 15 ministerios y comisiones.

Llamó la atención al hecho de que falte el ministerio de Energía, el cual se rumoraba que sería creado, y también que se haya reducido la influencia de la Comisión de Reforma y Desarrollo Nacional, con frecuencia llamada el pequeño Consejo de Estado.

Se trata del plan del presidente Xi Jinping para aumentar el control del gobernante Partido Comunista de China y dotarlo de una plataforma más efectiva para gobernar a la nación más poblada del mundo, indicó también.

Se recorta burocracia y se evitan disputas al eliminar traslapes de funciones y deberes, como sucede con el naciente ministerio de Manejo de Emergencias, que centraliza la atención a todo tipo de desastres al retirar responsabilidades parciales en otros ministerios.

A la par de la desaparición de la política de un solo hijo, desaparece la Comisión de Planificación Familiar, acusada de obligar a abortos o aplicar multas por nacimientos sin autorizacón.

Cheng Enfu, investigador de la Academia China de Ciencias Sociales y delegado que participa en el análisis y votación del plan, dijo al rotativo que los cambios muestran la pretensión oficial china de contarr con una burocracia más eficiente.

En un país desarrollado por lo general operan alrededor de 20 ministerios, pero China todavía supera esa cifra a pesar del recorte de ocho, y destacó que sin el rango de ministerio, hay organismos con funciones equiparables.

Se destacó tambien la comisión que administrará la ayuda al exterior, que demuestra el objetivo chino de aumentar su influencia internacional.

En el área financiera, debe mejorar la regulación por la fusión de los organismos que se encargaban de la supervisión de bancosa y seguros.

Sin embargo, se deja intocada la comisión qe vigila al mercado de valores, y disminuye el papel de vigilancia en estos sectores del Banco de China.

Por su parte la agencia japonesa Kyodo resaltó que este martes también se presentó le proyecto de una nueva agencia contra la corrupción, prometida por el presidente chino Xi Jinping.

El fundamento legal de esta agencia fue aprobado el domingo anterior, cuando su existencia fue plasmada en la Constitución de china, en el primer cambio constitucional desde 2004.