A casi mil días de la próxima elección presidencial, el equipo político del presidente estadunidense Donald Trump decidió nombrar al experto en comunicación digital Brad Parscale como gerente de campaña.

Parscale, quien sirvió antes como asesor en comunicación digital de Trump y dirige la formación de un grupo de acción política denominado America First Policies, será el encargado de dirigir los esfuerzos para la reelección con miras a 2020.

Aunque prematuro, el nombramiento confirmó la intención del mandatario de no demorar los preparativos para su reelección, como evidenció el registro de su comité ante la Comisión Federal Electoral en enero de 2017, desde que asumió la presidencia.

Pese a su inexperiencia política, Parscale es considerado cercano al mandatario, a quien conoce desde que trabajó para la organización Trump en Nueva York, en el área de comunicación digital.

El sorpresivo ascenso de Parscale también confirma la tendencia del mandatario a recompensar la lealtad de quienes han trabajado con él, como demostró con varios nombramientos de su equipo de colaboradores en la Casa Blanca.

Parscale parece además menos controversial que los dos primeros gerentes de campaña de Trump, Cory Lewandowsky y Paul Manafort, este último sujeto a una investigación del fiscal independiente Robert Mueller, quien indaga sobre la posible colusión entre la campaña del republicano y Rusia.