La reducción en casi 352 mil millones de pesos para el cuarto trimestre de 2017 que reportó este lunes la petrolera mexicana Pemex se debió “primordialmente a las menores reservas”, en medio de una mejora financiera, afirmó el director general de la empresa, Carlos Treviño.

El funcionario precisó que el reporte trimestral de la petrolera contiene otros indicadores que apuntan a una mejora financiera de la empresa. Destaco que el EBITDA o ganancias antes de intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones fue en el cuarto trimestre de 2017 más positivo que en 2016.

En el marco de una gira por Nueva York para reunirse con representantes de calificadoras, economistas e inversionistas, Treviño indicó que el rubro que más afectó los resultados del último trimestre del año 2017 se refiere al deterioro de activos de la petrolera.

“Si desglosas el estado de resultados es claro que la cuenta que más le afectó a Pemex es el deterioro de activos, y en nuestro caso el 98 por ciento de los activos son nuestras reservas”, declaró Treviño en entrevista con Notimex.

El funcionario precisó que las reservas se ven afectadas por dos elementos: el precio promedio usado para evaluarlas, que fluctúa; y que las reservas disminuyeron por el monto de consumo.

“Como tuvimos que bajar la inversión por la falta de disponibilidad de ingresos por la caída en el precio del petróleo, no pudimos recuperar reservas”, puntualizó Treviño.

En cuanto a la situación más general de la empresa, el EBITDA en relación con los ingresos fue de 30 por ciento en el cuatro trimestre de 2017, mientras que el año pasado era de 23 por ciento, precisó.

Aseguró además que Pemex también cumplió con la meta de balance financiero, de 94 mil millones de pesos; y que el endeudamiento neto de la empresa fue de 72 mil millones de pesos, lo que representa cerca de 20 mil millones de pesos menos del endeudamiento permitido.

“Hay un manejo mucho más sano del paquete financiero y de endeudamiento de Pemex”, asentó Treviño. Añadió que Pemex “cuenta con finanzas cada más estables, aunque aún nos queda mucho por mejorar”.

De acuerdo con sus acercamientos con inversionistas, Treviño reveló en ese sentido que existe aún mucho apetito por invertir en el sector energético mexicano y en Pemex de manera específica.