Standard and Poor's (S&P) Global Ratings revisó hoy su perspectiva a estable de negativa del estado de Coahuila, por su positivo desempeño fiscal y, al mismo tiempo, confirmó su calificación crediticia de emisor en escala nacional –CaVal– de ‘mxBBB’.

La calificadora internacional destacó que el estado de Coahuila presentó un mejor desempeño fiscal que el esperado en 2017, a pesar de las presiones de gasto operativo durante el proceso electoral, con lo que evitó un deterioro de su posición de liquidez.

“La perspectiva estable refleja nuestra expectativa de que en 2018-2019, Coahuila presentará un desempeño fiscal relativamente estable que le permitirá mantener la tendencia decreciente que ha reportado en su nivel de endeudamiento y, al mismo tiempo, no debilitar su posición de liquidez”, añadió.

Estimó que la entrante administración de Coahuila, dirigida por el Partido Revolucionario Institucional (PRI) que inició su gestión en diciembre de 2017 tras las elecciones estatales de junio de ese año, afronta importantes desafíos para lograr una planeación financiera con visión de largo plazo y una consistente gestión de liquidez.

En un comunicado, la agencia evaluadora consideró que la posición minoritaria del PRI en el Congreso local podría complicar la aprobación de medidas impulsadas por el Ejecutivo.

"La administración financiera es un factor de riesgo, debido a políticas presupuestales y de liquidez con una visión de corto plazo y sin mayor formalización", añadió.

Sin embargo, precisó que las obligaciones financieras estipuladas en los contratos de crédito y la implementación de la Ley de Disciplina Financiera deberían mitigar el riesgo de estrategias agresivas de gasto o de endeudamiento en los siguientes años.