El presidente de la Asociación Mexicana de Energía Eólica (AMDEE), Leopoldo Rodríguez Olivé, indicó que el sector creció 13.5 por ciento al cerrar el año pasado con cuatro mil megawatts de capacidad instalada.

Al presentar la exposición y congreso “México WindPower”, que se realizará del 28 de febrero al 1 de marzo en el Centro CitiBanamex, detalló que esto se debió a las subastas convocadas por el gobierno federal que han sido muy exitosas y “de seguir con estas tendencias, entre 2018 y 2019 esperamos colocar casi dos mil 500 megawatts adicionales”.

Agregó, que derivado de estas subastas, el señalado crecimiento representará nueve mil millones de dólares en nuevas inversiones que están llegando al país en este sector eléctrico.

Esto también es posible gracias a la evolución tecnológica y la competitividad de precios, con lo que se pasó de contar sólo con el Istmo de Tehuantepec para estos propósitos, a 10 estados con proyectos eólicos en operación, “y esperamos que muy pronto en cinco o seis años vamos a ver proyectos en no menos de 18 estados”, agregó.

Actualmente los estados que operan con mayor capacidad son Oaxaca, con dos mil 756 megawatts; Tamaulipas, con 815 megawatts y Coahuila, con 400 megawatts.

Por su parte, el director General de Energías Limpias de la Secretaría de Energía, Efraín Villanueva, detalló que en 2006 únicamente había tres parques funcionando con un total de 85 megawatts de capacidad instalada y al 2017 “tenemos 46 parques ya funcionando en el país”.

Finalmente, destacó que ya se cuenta con un atlas eólico mexicano que utiliza siete torres de medición en distintos puntos del país, que ofrecerá información a empresas interesadas en conocer el potencial de viento que en las diferentes regiones.