El ministro francés de Asuntos Extranjeros, Jean-Yves le Drian, advirtió que la situación humanitaria en Siria es gravísima y anunció que platicará de la cuestión con los países aliados del régimen del presidente sirio, Bashar al-Assad.

“La situación en Siria se degrada considerablemente (…) si no sucede algo nuevo nos dirigimos hacia un cataclismo humanitario”, declaró el canciller ante la Asamblea nacional francesa (cámara gala de diputados).

Le Drian consideró que en Siria, país que cumplirá siete años de conflicto, “hay una emergencia total sobre este tema” humanitario y que "lo peor está ante nosotros".

Por ello, y por orden del presidente francés, Emmanuel Macron, Le Drian platicará de la situación de la población siria de zonas de conflicto con sus homólogos y altos funcionarios de Rusia y de Irán, aliados del régimen sirio del presidente al Assad.

“Viajaré en los próximos días a Moscú y a Teherán” para platicar de la cuestión humanitaria, indicó el canciller de Francia, cuyo ejército del Aire bombardea desde hace tres años zonas y ciudades de Siria ocupadas por el Estado Islámico (EI).