Autoridades federales y estatales instalaron formalmente el Comité de Regulación y Seguimiento (Corese), para intensificar los trabajos de construcción de infraestructura para el desarrollo social, económico y humano de los pueblos y comunidades indígenas de Oaxaca.

En un comunicado, el gobierno del estado señaló que el Corese se integró con servidores públicos de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales, el Instituto Nacional de Antropología e Historia, la Comisión Nacional del Agua (Conagua), la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT).

Asimismo por las secretarías estatales de Finanzas, Contraloría y Asuntos Indígenas, así como Caminos y Aeropistas de Oaxaca y la Comisión Estatal del Agua.

Detalló que esta instancia colegiada de coordinación interinstitucional fue creada con el propósito de garantizar el cumplimiento de los compromisos adquiridos por los gobiernos de los estados y la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), en el marco del Programa de Infraestructura Indígena.

Por ello, explicó, el Corese coordina las instancias federales y normativas para el beneficio de los pueblos y comunidades indígenas mediante la construcción de infraestructura en diferentes rubros, como caminos, sistemas de agua potable, electrificación, saneamiento, entre otras, que permitan a los habitantes de estas comunidades tener mejores condiciones de vida.

El Corese quedó constituido por la delegada de la CDI, Miriam Liborio Hernández, como presidenta; Fabián Sebastián Herrera Villagómez como secretario técnico, y tres vocales con voz y voto: el Organismo de Cuenca Pacífico Sur de la Conagua, la Gerencia Divisional Sureste de la CFE y del director general en Oaxaca de la SCT.