El precandidato al gobierno capitalino del Frente por la Ciudad de México, Mikel Arriola Peñalosa, destacó que continuará el diálogo con la gente, para conocer sus inquietudes y conformar su Plan Maestro para la Ciudad de México.

En un recorrido por la colonia Olivar del Conde, comentó que de acuerdo con testimonios de los vecinos, en la zona viven problemas de narcomenudeo, con líderes muy identificados y no se hace nada por detenerlos.

Declaró que también le expresaron su preocupación por los constantes asaltos que se registran en los microbuses, donde incluso han resultado personas baleadas al resistirse al robo de sus pertenencias; y la falta de alumbrado público.

En general, abundó, hablamos de los problemas que la ciudadanía de Álvaro Obregón enfrenta todos los días, para que en su momento se ofrezca una solución.

Sobre sus declaraciones en contra de la legalización de la mariguana para uso recreativo y la adopción entre parejas del mismo sexo, comentó que “los electores tienen derecho a saber la postura de cada candidato en estos temas”.