La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) firmó un convenio con la Universidad de Colima para realizar actividades científicas, técnicas y de intercambio académico, así como de colaboración en materia ambiental.

Mediante un comunicado detalló que la firma del convenio permitirá fortalecer a ambas instituciones, así como refrendar el compromiso y responsabilidad social en el cuidado y desarrollo de un medio ambiente sano.

Acompañado por el gobernador José Ignacio Peralta, y el rector de la Universidad de Colima, José Eduardo Hernández Nava, el procurador ambiental, Guillermo Haro Bélchez, dijo que el acuerdo estipula organizar y coordinar a estudiantes y/o pasantes para hacer su servicio social y/o prácticas profesionales en la Profepa.

La protección y preservación del medio ambiente es la misión más importante de la Profepa, por tal razón, la colaboración para difundir el trabajo que se realiza es de gran repercusión en los estudiantes y los ciudadanos para motivar una cultura de conservación de nuestros recursos naturales, resaltó.

Asimismo, el cuidado del medio ambiente no sólo debe preocupar, sino también ocupar a cada uno de sus habitantes, de ahí la relevancia que adquieren los instrumentos jurídicos en materia ambiental que permita mejorar el cumplimiento de la ley.

La Profepa y la Universidad de Colima realizarán de manera conjunta cursos, conferencias, simposios, exposiciones, mesas redondas, talleres, congresos, diplomados, seminarios y otros eventos académicos que sean de interés para ambos, señaló.

Por otra parte, la Profepa también informó de la donación de 82.866 m3 de madera Barcino a la 20ª Zona Militar en el estado de Colima para su uso por parte de la Secretaría de la Defensa Nacional.

Lo anterior en respuesta a la determinación del secretario de Medio Ambiente, Rafael Pacchiano, de que las donaciones en general serán exclusivamente para las Fuerzas Armadas del país y sujeto al Artículo 174 BIS, Fracción III de la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente.

Haro Bélchez informó que el gobierno de la República se ha comprometido a lograr una deforestación “tasa cero” para el año 2030, así como a plantar un millón de hectáreas en este sexenio y garantizar la supervivencia de los árboles plantados.

Refirió que trabajarán por reducir la tala ilegal al mismo tiempo que multiplicarán acciones de inspección y vigilancia en los cuatro componentes de la cadena productiva forestal: aprovechamiento, transporte, almacenamiento y transformación, con el fin de abatir los ilícitos forestales.

El combate frontal que realiza la Profepa a fin de reducir la tala ilegal, obteniendo resultados positivos en los estados de Colima, Nayarit, Yucatán, Quintana Roo y Campeche, todo de acuerdo con el comunicado.

La Procuraduría fortalecerá las acciones en materia de protección forestal con el apoyo de las secretarías de Marina, Defensa Nacional y Policía Federal, con el objetivo es dar cumplimiento con la política ambiental instruida por el Gobierno de la República, finalizó.