La Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés) celebra este día el décimo aniversario del módulo de laboratorio Columbus, primer componente europeo de la Estación Espacial Internacional.

El 7 de febrero de 2008, Columbus despegó dentro de la misión STS-122 del transbordador espacial Atlantis en un viaje de dos días rumbo a la Estación Espacial Internacional (ISS, por sus siglas en inglés).

El brazo robótico de la estación, Canadarm2, se encargó de retirar el modulo del compartimiento de carga de Atlantis después de su llegada y lo ató al lado de estribor del módulo Harmony, recordó la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA, por sus siglas en inglés).

Columbus mide aproximadamente 23 pies de largo y 15 pies de ancho, lo que le permite albergar 10 bastidores de experimentos, cada uno aproximadamente del tamaño de una cabina telefónica.

La agencia espacial estadunidense detalla que cada módulo proporciona controles independientes para la potencia y refrigeración, además de enlaces de comunicación con los controladores e investigadores de la Tierra.