Un estudio global de la compañía de software Aruba reveló que la generación Millennial usa aplicaciones de tiendas y comercios con mayor frecuencia y les atrae más las aplicaciones de programas de recompensas y se fija menos en los precios, respecto a los denominados "baby boomers".

Dichos programas de recompensas o lealtad han sido favorecidos por la llegada de los teléfonos inteligentes, pues la versatilidad que estos tienen facilita la interacción entre las herramientas y compradores.

De acuerdo con el análisis dado a conocer en un comunicado, 66.3 por ciento de los Millennials encuentra mayor probabilidad en comprar a través de una tienda en donde se está inscrito en un programa de este tipo.

Para los baby boomers, nacidos entre 1946 y 1964, el factor más importante para una compra es el precio, ya que 40.7 por ciento indicó que es más relevante que un programa de lealtad, contra solo 22.5 por ciento de la generación más joven.

En este sentido, la empresa de software mencionó que los consumidores más jóvenes buscan en las aplicaciones de tiendas incentivos como rastreo de espacios de estacionamiento, disponibilidad de productos y comparativa de precios en tienda, así como pagos digitales mediante la aplicación.

Mientras que las personas mayores prefieren ser recompensados con disponibilidad de productos y comparativa de precios, posibilidad de encontrar ayuda, así como cupones e incentivos especiales.

La encuesta dio a conocer que 61.8 por ciento de los Millenials afirmó utilizar de uno a cinco veces por semana una aplicación de comercio, en tanto que 48.2 por ciento de la población mayor recurre a la tecnología.

Asimismo, se encontró que 53.9 por ciento de la generación más joven prefiere buscar sus productos a través de Internet, mientras que 44.4 por ciento de los baby boomers prefiere interactuar con un vendedor de manera directa.

El estudio reveló también que 55.1 por ciento de los Millenials utiliza las aplicaciones móviles para pedir comida, frente a 33.3 por ciento de los baby boomers.