El precandidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) al gobierno capitalino, Mikel Arriola Peñalosa, dijo que se encargará de limpiar al gobierno y meter a la cárcel a los delegados que se han dedicado a hacer dinero, en lugar de servir a la gente e impulsar el desarrollo de la ciudad.

Ante los agremiados a la Asociación de Empresarios de Iztapalapa afirmó: "a mí me respalda mi hoja de vida y honradez, yo no voy al gobierno por dinero, lo único que quiero es cambiar el rumbo de la ciudad y demostrar que sí se puede servir a la gente y no servirse de la gente, ¡Hay que poner orden al caos que hoy impera en la capital!”.

El aspirante a gobernar la Ciudad de México aseguró que él es la mejor opción de gobierno para capital y de llegar al cargo lo hará con políticas públicas basadas en el trabajo y la honestidad, como lo ha hecho durante 16 años en la función pública, sólo con el fin de beneficiar a las familias capitalinas.

Arropado por el sector empresarial de esta demarcación, Arriola Peñalosa se comprometió también a devolverle a la ciudad la seguridad, de la mano de policía capacitada y bien pagada, así como cámaras de seguridad y con tecnología de punta.

Además, continuó, habrá una cobertura total del alumbrado público, una situación que afecta mucho a delegaciones como Iztapalapa que es la más delictiva de la ciudad.

El exdirector del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) planteó además agilizar los trámites para el nacimiento y el desarrollo de las empresas, mejorar la movilidad con más kilómetros del Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro y trenes suburbanos.

De igual forma, destacó que habrá agua para abastecer a todas las colonias, integrar todos los planteles educativos al nuevo modelo de Escuelas de Certificados de Infraestructura Educativa Nacional (CIEN) con comedor, así como brindar apoyo a los empresarios pues, dijo, son eje fundamental de la economía de la Ciudad de México.

En su primer encuentro con los hombres de negocios de Iztapalapa, los empresarios le solicitaron terminar con la corrupción de las autoridades de esta demarcación que tanto daño han causado a las empresas.