La Bolsa de Valores de Tokio cerró hoy a la baja por tercera sesión consecutiva, con el índice Nikkei golpeando a un mínimo de tres semanas luego que los inversionistas realizaron una toma de beneficios antes del fin de semana.

Los retrocesos de los sectores instrumentos de precisión, acero, y automóvil y componentes impulsaron a los índices a la baja.

Los inversionistas también estaban pendientes de las ganancias en curso para el período de abril a diciembre de las principales compañías japonesas.

La toma de ganancias es la baja de mercado generada por la presión de venta luego de un proceso de alza considerable en los precios. Los inversores y especuladores realizan las utilidades vendiendo sus acciones.

"Los inversores tomaron un respiro antes de poder confirmar la dirección de los informes de ganancias", dijo Kazuhiro Takahashi, estratega de Daiwa Securities Co.

"Si las perspectivas de crecimiento de las ganancias para el próximo año fiscal (a partir de abril) no se fortalece, el Nikkei se enfrentará a la dificultad para recuperar la línea de 24 mil", agregó Takahashi.

Al cierre de la jornada bursátil, el principal indicador tokiota, el Nikkei de 225 acciones, retrocedió 37.61 puntos (0.16 por ciento), al ubicarse en 23 mil 631.88 unidades.

En tanto, el segundo indicador, el Topix, que agrupa a los valores de la primera sección, bajó 5.17 puntos (0.27 por ciento), para ubicarse en mil 879.39 unidades.

En China, el referencial CSI300 de las principales acciones que cotizan en los mercados de Shanghai y Shenzhen avanzó 16.22 puntos, un 0.37 por ciento, al ubicarse en cuatro mil 381.30 unidades.

El Shanghai Composite Index registró una alza de 9.82 puntos (0.28 por ciento) para cerrar en tres mil 558.13 unidades.

A su vez, el Shenzhen Component subió 5.25 puntos (0.05 por ciento) para ubicarse en 11 mil 557.82 unidades, informó la agencia Xinhua.