El precandidato presidencial del PRI, José Antonio Meade Kuribreña, aseguró que en México es posible hacer una política distinta y de conciliación, una que propicie la unidad para vencer los retos como país.

“En la política, en el país, estamos cansados de la confrontación, en el país estamos cansados de la descalificación, en el país estamos cansados de los pleitos, en el país estamos cansados de concentrarnos en las diferencias”, advirtió ante militantes priistas en Villahermosa, Tabasco.

Aseveró que “en Tabasco podemos hacer una política distinta, una política de conciliación, una política que nos permita, en unidad, reinventarnos, una política que nos permita, en grandeza, hacer política y, en grandeza, transformar Tabasco”.

Por ello el también precandidato presidencial del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) y de Nueva Alianza indicó que trabajará para recuperar la grandeza que merece Tabasco y aprovechar el gran potencial de sus sectores productivos que son orgullo para México.

“Esa grandeza tabasqueña tiene nombre y apellido, esa grandeza tabasqueña implica que Tabasco se reencuentre con la grandeza de su agricultura, que se reencuentre con la grandeza de su ganadería, que se reencuentre con la grandeza del turismo, que se reencuentre y convierta la energía en bienestar de sus comunidades”, aseveró.

Meade Kuribreña dijo que la sociedad ya no quiere discursos sobre seguridad, sino propuestas que permitan materializar resultados que den tranquilidad en las calles, por lo que convocó a trabajar con inteligencia, de manera seria para regresar la tranquilidad a los hogares, las mujeres y los jóvenes de Tabasco.

“Eso nos piden los trabajadores que quieren sentirse tranquilos cuando van camino a su trabajo, que quieren estar seguros que sus hijos van a estar bien, que quieren estar orgullosos de su estado y tranquilos en sus hogares”, afirmó el aspirante presidencial.

El precandidato de la coalición Todos por México estuvo acompañado por la precandidata a la gubernatura del estado, Georgina Trujillo, de quien resaltó que tiene la trayectoria y capacidades suficientes para recuperar la administración local.

José Antonio Meade sostuvo que la fuerza de la militancia permitirá recobrar la grandeza de Tabasco con seguridad, inversiones y empleo.

Durante su estancia en la entidad, Meade se reunió con la clase política local y con el sector empresarial, con quienes intercambió reflexiones sobre la gran oportunidad que representa esta región para detonar su potencial en materia agrícola, ganadera y energética.