La Unidad Municipal de Protección Civil informó que está habilitado el albergue para el resguardo de la población que pudiera resultar afectada por las bajas temperaturas en esta frontera de Sonora.

En un comunicado, el organismo indicó que continúan las condiciones para que se presenten tardes de frescas a templadas, con registros máximos de 15 a 20 grados en el norte del estado, pero los mínimos pueden bajar en las mañanas hasta diez grados bajo cero.

Observó que este jueves por la noche un nuevo frente frío se aproximará al norte de Baja California, y recorrerá el noroeste y norte de México entre el viernes y sábado, combinándose con inestabilidad atmosférica superior.

Indicó que además continúan las recomendaciones a la comunidad, como evitar cambios bruscos de temperatura, tener cuidado con los sistemas de calentamiento y, las personas en situación vulnerable, hacer uso del albergue habilitado.

En San Luis Río Colorado, la Unidad Municipal de Protección Civil indicó que el protocolo establece que los cuatro albergues se abren cuando las temperaturas mínimas se ubiquen por debajo de los cinco grados centígrados.

Mencionó que se mantienen atentos a dicha situación, además de ofrecerse traslado a las personas que lo requieren, entre residentes, migrantes e indigentes, con vehículos de grupos de Protección Civil y la Policía Municipal.

En la frontera Nogales, el Patronato del albergue para migrantes San Juan Bosco indicó que los connacionales en tránsito por la región puede acudir a sus instalaciones para protegerse de las temperaturas gélidas que afectan a la región.