El Partido de los Trabajadores (PT), formación política fundada por Luiz Inacio Lula da Silva, reaccionó hoy a la condena en segunda instancia del exmandatario, aseguró que es una “farsa judicial” y que “no acepta la manipulación de la justicia con fines de persecución política”.

“No vamos a aceptar pasivamente que la democracia y la voluntad de la mayoría no sean respetadas”, dijo en una nota la líder del PT, Gleisi Hoffmann, quien aseguró que “lucharemos en defensa de la democracia en todas las instancias, en la justicia y principalmente en las calles”.

“El resultado del juicio de apelación de la defensa de Lula, con votos claramente acordados por los tres jueces, configura una farsa judicial”, aseveró el PT tras el fallo del tribunal de apelación, que elevó de nueve años y medio a 12 años y un mes, la condena por corrupción y lavado de dinero.

Aseguró que el juicio tiene “como objetivo sacar a Lula del proceso judicial”, en referencia a las aspiraciones del exmandatario de participar en las elecciones de octubre próximo para intentar lograr un tercer mandato presidencial.

“Si creen que la historia termina con la decisión de hoy están muy engañados, porque no nos rendimos ante la injusticia”, aseveró.

El PT, que gobernó Brasil desde la primera victoria de Lula da Silva en 2003 hasta el impeachment de Dilma Rousseff en agosto de 2016, asegura que el expresidente es su único candidato y no tiene ‘plan B’ para los comicios de octubre próximo.

“Hoy es el inicio de una gran caminata que, por la voluntad del pueblo, va a llevar al compañero Lula nuevamente a la presidencia de la República”, insistió el PT.