El principal índice de la Bolsa de Sao Paulo, Ibovespa, alcanzó hoy el máximo histórico y superó la barrera de los 83 mil puntos después de la ratificación por unanimidad de la condena a Luiz Inacio Lula da Silva por corrupción y lavado de dinero.

El Ibovespa cerró con un aumento superior al tres por ciento y ultrapasó los 83 mil puntos, mientras el real –la moneda brasileña- se apreció un 2.4 por ciento respecto al dólar, en una reacción del mercado a la reducción de las posibilidades de Lula da Silva para participar de los comicios de octubre próximo.

Analistas financieros y economistas señalaron que la ratificación de la condena y el aumento de la pena de nueve años y medio a 12 años y un mes por corrupción y lavado de dinero animó a los inversores, que perciben en Lula da Silva como un riesgo para la estabilidad fiscal del país por oponerse a privatizaciones.

Lula dijo que la reforma laboral del presidente brasileño Michel Temer debe ser combatida en las urnas, y se opone a cualquier reforma del sistema de pensiones y privatización de empresas estatales como la gigante petrolera Petrobras.