El mundo atraviesa una crisis de solidaridad, tal como revela el alza generalizada en todas las regiones de los prejuicios políticos, la intolerancia y la xenofobia contra los refugiados y los migrantes, consideró la vicesecretaria general de la ONU, Amina Mohammed.

En una sesión celebrada este lunes en la sede de la ONU, Mohammed indicó que la crisis de solidaridad se manifiesta igualmente en el hecho de que varios países que se habían comprometido a apoyar a los refugiados ahora están incumpliendo sus compromisos.

Destacó que pese a que el enfoque mediático tiende a estar en el mundo desarrollado, casi el 90 por ciento de los refugiados del mundo son alojados por países en desarrollo. De hecho, solo ocho países albergan a más de la mitad de los refugiados del mundo.

Declaró que todos los países pueden ayudar, pero con demasiada frecuencia el miedo y los prejuicios obstaculizan una responsabilidad común para la humanidad.

“Lejos de ser la amenaza con que a veces se les representa, los refugiados y los migrantes contribuyen al crecimiento y desarrollo de los países de acogida, así como a sus países de origen”, explicó Mohammed.

En ese sentido, llamó a la comunidad internacional a esforzarse por contar “la historia positiva de la migración para garantizar una respuesta responsable y proporcionada” de parte de medios de comunicación y políticos ante este fenómeno.

Puntualizó que entre mayor inclusión social y económica gocen los refugiados y migrantes mayor será su contribución a la sociedad.

Mohammed resaltó en ese sentido que la comunidad internacional tiene en 2018 una oportunidad inmejorable para avanzar esos temas dada la discusión que existe respecto del Pacto Mundial sobre Migración y del Pacto Mundial sobre Refugiados.

“Los seres humanos se han movido de un lugar a otro desde el principio de los tiempos, por elección y bajo coacción, y continuarán haciéndolo. Los refugiados y los migrantes no son 'otros'. Ellos son 'nosotros'”, insistió la funcionaria.

Añadió que solo acogiendo a los migrantes el mundo tendrá un futuro más próspero, seguro y equitativo para todos.